Análisis de los auriculares inalámbricos Syllable D900 mini

Los auriculares Syllable D900 Mini (39,99 euros) son unos auriculares intraurales bastante interesantes que se emparejan con tu smartphone mediante Bluetooth 4.1 y te permiten disfrutar de la comodidad de escuchar música sin cables.

Además también puedes emplearlos para llevar a cabo llamadas con gran libertad, dado que cuentan con micrófono integrado y podemos aceptar o rechazar llamadas sin tener que echar mano del teléfono.

Hemos tenido oportunidad de probar estos auriculares durante varias semanas, y a continuación os presentamos nuestras conclusiones.

 

Presentación

Al abrir el envoltorio de los D900 Mini encontramos los dos auriculares, una caja para almacenarlos y cargarlos, tres juegos de gomas para el oído, un cable de carga micro-USB y una bolsa para transportarlos.

 

Diseño y construcción

Los auriculares poseen un cuerpo de plástico en color negro brillante con un botón triangular en la zona exterior que permiten encender/apagar, iniciar la sincronización, contestar/terminar una llamada, y pausar/reanudar la reproducción de música.

Lamentablemente no es posible subir/bajar el volumen con los controles del propio auricular, y tampoco es posible avanzar la reproducción de una canción o saltarla.

Además del botón, cada auricular posee un pequeño LED de estado y el auricular izquierdo cuenta además con un micrófono para realizar llamadas. Syllable afirma que los D900 Mini resisten el sudor y que tienen un filtro a prueba de polvo.

Son un poco grandes para mi gusto y sus materiales no son tan premium como otros auriculares del mercado, pero su color negro hacen que sean bastante discretos y su diseño es moderno.

Los auriculares se sienten bastante cómodos en los oídos y, en mis pruebas, se han mantenido firmes en los oídos, sin carse, a pesar de realizar movimientos bruscos para ponerlos a prueba.

 

Carga de los auriculares

El mecanismo de carga es muy sencillo ya que cada auricular posee un contacto metálico que se apoya encima de unos pines al guardarlo en la caja de carga. La propia caja tiene cuatro LEDs para indicar el estado de la carga.

La carga de los auriculares lleva media hora mientras están guardados en la caja, y la carga de la propia caja requiere unas dos horas a través de un conector USB. La carga proporcionada por la caja permite llevar a cabo alrededor de 4-6 cargas completas de los auriculares.

 

Uso y calidad de los auriculares

El primero paso es enlazar los auriculares con nuestro teléfono, algo que hemos realizado tanto con teléfonos Android como iOS sin ningún problema. En principio, ambos auriculares vienen enlazados entre sí de fábrica pero, si no es así, basta con mantener el botón apretado en ambos durante unos segundos y se sincronizarán.

En las pruebas que hemos realizado los D900 Mini han permanecido todo el tiempo sincronizados con nuestro teléfono, y no hemos experimentado cortes ni pérdidas de calidad de sonido.

Las especificaciones de los auriculares hablan de unas membranas de 8 mm y una impedancia de 16 ohmios. Ofrecen una buena calidad de sonido, aunque hemos echado de menos unos bajos más profundos en ciertas canciones así como un volumen máximo algo más elevado.

 

Las almohadillas hacen un trabajo correcto a la hora de filtrar ruidos externos, pero no consiguen aislarlos completamente. La compañía incluye tres tamaños de almohadillas en caso de que las que vienen por defecto no se adapten bien al tamaño de tu oreja.

Cuando recibimos una llamada, basta con pulsar el botón para descolgar y hablar con total comodidad. El micrófono capta bastante bien el sonido de nuestra voz y no hemos tenido ningún problema para mantener conversaciones. Si no quieres contestar la llamada, puedes hacer una doble pulsación.

 

Precio y conclusiones

Los auriculares Syllable D900 Mini sin cables resultan muy cómodos de llevar, especialmente para los más deportistas gracias a la ausencia de cables. El sonido que emiten es correcto, aunque mejorable en algunos aspectos, y su autonomía parece suficiente para la mayoría de los usuarios.

Lo mejor de todo es su precio, ya que estos auriculares están a la venta por 39,99 euros / 899,99 pesos mexicanos en Amazon, un precio muy atractivo para unos auriculares de estas características.