¡SORTEO! Sorteamos un Xiaomi Mi Pad 3 [Participar]

En lo que llevamos de año ha muerto más gente haciéndose un selfie que por ataques de tiburones

selfie[1]

Esta semana ha surgido una noticia que no debería sorprendernos dada la gran cantidad de gente que se hace un selfie cada día. Según parece, en lo que llevamos de año, la vanidad de los seres humanos ha acabado con la vida de más personas que los ataques de tiburones.

En concreto, en 2015 han muerto 12 personas haciéndose un selfie y solo 8 personas por ataque de tiburón, según la información recopilada por los chicos de Mashable de diversas fuentes como news.com, aljazeera.com, timesofindia.com, independent.co.uk, theguardian.com, rt.com, mirror.co.uk, huffingtonpost.com.

selfie-deaths-vs-shark-deaths[1]

Sorprendentemente, la mayoría de los fallecidos son turistas que han tratado de hacerse una foto en lugares que no conocían, y no gente inconsciente haciendo alguna estupidez mientras trataban de inmortalizar el momento.

Estas muertes deberían servirnos de recordatorio sobre que centrar nuestra atención en la pantalla del móvil en lugar de hacerlo en el entorno que nos rodea no es una buena idea, especialmente si no es un lugar conocido.

Cuatro de las muertes por selfie de este año han sido causadas por caídas. El año pasado conocimos el caso de Xenia Ignatyeva, una joven rusa de 17 años que se precipitó al vacío desde un puente cuando intentaba hacerse un selfie y, al caer, se agarró a un cable que la electrocutó. Practicaba una peligrosa modalidad de selfie muy popular en Rusia que consiste en subir sin permiso a edificios y puentes de gran altura para lograr una foto impactante.

Xenia-Ignatyeva-fallecio-mient_54433730519_51351706917_600_226[1]
Xenia Ignatyeva en un selfie similar al que le costó la vida
La siguiente causa de muerte más frecuente ha sido ser golpeado por un tren o utilizar algún tipo de equipamiento peligroso durante la captura del selfie.