Quitar este panel

Análisis de Echo Auto a fondo y opinión [REVIEW]

👉 No te lo pierdas: Así cuidan de tu ❤️ salud los últimos dispositivos de Huawei [ Entérate ]

Amazon fue la primera compañía en lanzar un altavoz inteligente con un asistente de voz y, poco después, lanzó también una pantalla inteligente. Recientemente, la compañía ha querido llevar Alexa también a los vehículos y ha creado Echo Auto.

Echo Auto es un dispositivo que se coloca en el interior del coche y que, mediante la conexión a Internet de tu móvil y los altavoces del vehículo, permite interactuar con el asistente Alexa mientras conduces.

Echo Auto permite disfrutar de funcionalidades de Alexa como reproducir música, hacer llamadas, obtener información de tráfico, participar en juegos, gestionar alarmas y recordatorios, llamar a otros dispositivos Echo, controlar dispositivos inteligentes del hogar y mucho más, todo ello simplemente mediante la voz.

Echo Auto está a la venta en Amazon por 59,99 €. He tenido oportunidad de probar a fondo el Echo Auto  durante varias semanas y, a continuación, os traigo mis impresiones.

Diseño y montaje

El Echo Auto es un dispositivo rectangular muy compacto (85 x 47 x 13,28 mm) con un discreto color negro que busca pasar desapercibido en la mayoría de los vehículos.

En la caja, encontramos un soporte pensado para engancharse en las rejillas de ventilación del vehículo y con una sección imantada en la parte superior a la que podemos enganchar el Echo Auto.

El montaje del Echo Auto es más o menos sencillo en función del tipo de rejilla de ventilación que tenga tu vehículo, ya que con algunas puede ser algo problemático o, como en el mío, imposible. A continuación, puedes ver qué tipos de rejilla son compatibles con el soporte.

El soporte tapa parcialmente la rejilla de ventilación, por lo que si está puesta la calefacción o el aire acondicionado, el ruido podría  dificultar a Alexa entender tus palabras.

Me hubiera gustado que Amazon incluyera una cinta adhesiva de doble cara para poder colocarlo sobre el salpicadero en aquellos vehículos donde la rejilla de ventilación no es una opción. En todo caso, puedes comprar fácilmente este tipo de cinta en una ferretería o en la propia tienda de Amazon, si no te importa que esté siempre a la vista. Otra opción es pegar un soporte con imán en el salpicadero ya que Echo Auto tiene un imán en la parte trasera.

Como ya he comentado, las rejillas de ventilación de mi vehículo no son compatibles con Echo Auto, así que lo he colocado en una bandeja donde tengo un conector USB y, además, apenas resulta visible. No resulta conveniente taparlo del todo ya que es el propio dispositivo el que captura la voz a través de sus micrófonos.

Echo Auto colocado en una bandeja del vehículo

 

Echo Auto no tiene ningún tipo de batería, sino que recibe alimentación a través de un cable que puede ir a un conector USB del vehículo o al conector de 12 voltios (el típico del mechero)  a través de un adaptador incluido en la caja. El conector del Echo Auto es micro-USB, un tipo de conector que ya está en desuso.

La conexión a los altavoces del vehículo puede realizarse de dos formas: mediante Bluetooth a tu smartphone (si este se puede conectar mediante Bluetooth a los altavoces del coche) o a través de un cable de audio siempre que tu vehículo tenga una entrada de 3.5 mm.

Si tienes que utilizar un cable para la alimentación y otro para el sonido, es posible que acabes con demasiados cables por en medio, así que lo ideal es emplear la conexión Bluetooth para el audio si está disponible.

En este punto es importante notar que no todos los vehículos son compatibles con la conectividad Bluetooth de Echo Auto. En esta página encontrarás la lista de vehículos incompatibles para los que tendrás que recurrir a la conexión por cable, siempre que tengan una entrada de 3.5 mm.

También hay algunos móviles que no son compatibles con la conectividad Bluetooth de Echo Auto. En la misma página de antes, encontrarás la lista de smartphones incompatibles con Echo Auto.

 

En la parte superior, Echo Auto cuenta con un botón para silenciar los micrófonos en caso de que quieras intimidad, así como un botón que permite activar manualmente el asistente virtual Alexa.

En el frontal, una tira de luz LED se ilumina cuando interactuamos con el dispositivo en distintos colores según el estado:

  • Color azul claro desde los lados hacia el centro: Alexa está procesando la petición
  • Azul de derecha a izquierda: el dispositivo está iniciándose
  • Azul de lado a lado: el dispositivo está esperando a la conexión por Bluetooth
  • Rojo parpadeando: los micrófonos están apagados. Pulsa el botón para reactivarlos
  • Morado: la configuración ha fallado
  • Naranja de un lado a otro: el dispositivo está listo para configurarse
  • Naranja parpadeando: el reseteo de fábrica está en marcha
  • Verde: Llamada o mensaje en marcha

Dado que el Echo Auto debe escuchar nuestras órdenes desde una cierta distancia y con ruido, Amazon ha incluido ocho micrófonos que son capaces de identificar desde qué dirección viene la voz y centrar la escucha en esa dirección evitando el ruido ambiente.

En mis pruebas, el reconocimiento de voz ha funcionado bien aunque esto depende de dónde coloques el Echo Auto, el ruido ambiente, etc.

Funcionalidades de Echo Auto

Una vez que Echo Auto está instalado en tu vehículo, pues invocar al asistente como en cualquier otro altavoz inteligente con Alexa con solo pronunciar «Alexa, …».

Debes tener en cuenta que cualquier petición que hagas a Alexa consumirá datos móviles de tu smartphone, por lo que en caso de que pierdas la cobertura, Alexa no contestará a tus peticiones.

Puedes preguntar a Alexa por las últimas noticias («¿cuáles son las noticias de hoy?»), la previsión meteorológica («¿qué tiempo va a hacer hoy?»), eventos deportivos («¿cuándo juega el Madrid?»), conversión de moneda o unidades («¿cuántos euros son 10 dólares?»), tráfico («¿cuánto tardo en llegar al trabajo?») o preguntas generales («¿por qué el cielo es azul?»), por citar algunas.

Alexa también puede ayudarte a la hora de poner un temporizador («pon un temporizador de 10 minutos»), una alarma («pon una alarma todos los días a las 8 de la mañana»), un recordatorio («recuérdame que compre papel de regalo») o añadir elementos a una lista («añade patatas a la lista de compra»).

Una de las características destacadas de Alexa es la posibilidad de aumentar sus habilidades añadiendo skills que permiten interactuar con servicios de terceros. Por ejemplo, hay un skill de Burger King que nos permite realizar un pedido, otro de Megustaescuchar que te lee cuentos,.

También hay disponibles juegos como Trivial Pursuit o Veo-veo que pueden ayudar a amenizar un viaje largo, sobre todo si hay niños en el vehículo. Y siempre puedes pedirle que te cuente un chiste.

 

Otra de las funcionalidades más útiles de Alexa es para el control de tu hogar digital. Puedes controlar luces, interruptores, termostatos y otros dispositivos compatibles mediante la voz. De esta forma, si vas en el coche, puedes decir a Alexa que encienda la calefacción o las luces antes de que llegues.

Alexa también permite realizar llamadas utilizando tu smartphone, por lo que actúa como un sustituto del sistema de manos libres de tu vehículo. También puedes realizar una llamada «Drop In» a otro altavoz Echo de tu casa (o de un amigo/familiar), así como realizar un anuncio («Llego en casa en 5 minutos») que sonará por todos los Echo de tu hogar.

También es posible utilizar Alexa para escuchar música de streaming de Amazon Music, Apple Music, Spotify y Deezer, podcasts con iVoox, o emisoras de radio de cualquier parte del mundo con TuneIn. Debes tener en cuenta, no obstante, de que en caso de que la música no está localmente en tu smartphone, estarás gastando datos móviles.

Precio

El precio del Echo Auto es de 59,99 € en Amazon España y solo está disponible en color negro.

A día de hoy, no hay ningún competidor en el mercado que ofrezca estas funcionalidades en el vehículo, por lo que el principal competidor es el asistente de voz que incorpore tu propio vehículo o smartphone (Siri, Google Assistant) o el uso de Android Auto / Apple CarPlay.

Conclusiones

Un vehículo es un lugar donde algunos pasamos mucho tiempo y en el que las manos deben estar todoe l tiempo al volante.

Aunque hay vehículos que permiten interactuar mediante la voz con los asistentes Google Assistant o Siri de tu smartphone a través de la voz, las capacidades de Alexa están por encima de estos asistentes en muchos aspectos.

Echo Auto permite llevar la experiencia completa de Alexa al vehículo, utilizando la conexión Bluetooth de tu smartphone para acceder a Internet y para conectarse al sistema de sonido de tu coche. Si tu vehículo no tiene Bluetooth pero sí una entrada de audio, puedes utilizar el cable de audio de 3.5 mm incluido.

Echo Auto  necesita alimentación, por lo que es necesario conectar un cable a un puerto USB del coche o un adaptador tradicional de 12V (para el conector típico del mechero). Esto significa que puedes acabar con algún que otro cable por en medio, aunque en mi caso he podido esconderlo en una bandeja situada en el centro.

 

En la caja de Echo Auto se incluye un soporte que se engancha a la rejilla de ventilación (siempre que sea compatible) y permite enganchar el dispositivo. Gracias a los ocho micrófonos que incorpora, Echo Auto es capaz de captar tu voz incluso aunque haya bastante ruido en el ambiente.

La utilidad de Echo Auto radica en poder interactuar con Alexa para pedirle infinidad de cosas. Puedes hacer que Alexa lea las noticias, dé la previsión meteorológica, informe de resultados deportivos, proporcione información del tráfico, establezca un recordatorio, añada un elemento a la lista de la compra, realice una llamada a un teléfono u otro dispositivo Echo, controle un dispositivo inteligente de tu hogar (luces, calefacción, alarma, etc.), etc.

También es posible pedirle que reproduzca música en streaming de Amazon Music, Apple Music, Spotify o Deezer. O que reproduzca un podcast de iVoox. O incluso que sintonice una emisora de radio por Internet con TuneIn.

Y puedes ampliar las funcionalidades de Alexa con un motón de skills para que lea cuentos, juegue al Trivial Pursuit y mucho más — muy útil para viajes largos.

En definitiva, si quieres disfrutar de la experiencia completa de Alexa en tu vehículo, el Echo Auto es una excelente compra por 59,99 € en Amazon España.

Lo mejor:

  • Diseño compacto y de apariencia discreta que se integra bien con el vehículo. Todos los cables y el soporte para la rejilla de ventilación vienen incluidos
  • Buen reconocimiento de voz gracias a sus ocho micrófonos
  • Botones integrados para desactivar micrófono (por privacidad) y activar Alexa manualmente
  • Todas las funcionalidades de Alexa están presentes: respuestas a preguntas generales, información del tiempo, datos de tráfico, recordatorios, listas de compra, alarmas, temporizadores, chistes, etc.
  • Permite interactuar con dispositivos inteligentes de tu hogar (calefacción, luces, persianas, etc.) desde el vehículo.
  • Permite realizar llamadas en manos libres a otras personas o dispositivos Echo
  • Permite ampliar sus capacidades mediante skills (por ejemplo, juegos para viajes largos)
  • Soporta reproducción de música en streaming de Amazon Music, Spotify, TuneIn y Deezer

Lo peor:
  • No todos los vehículos, smartphones y rejillas de ventilación son compatibles
  • La instalación requiere que haya 1 o 2 cables por en medio del habitáculo del vehículo
  • El uso de Alexa consume datos móviles de tu smartphone (y requiere que tengas cobertura de datos)
  • Algunos vehículos ya tienen funcionalidades similares gracias a Apple Car, Android Auto o la posibilidad de invocar a los asistentes de voz Siri / Google Assistant de los smartphones por Bluetooth

👉 No te lo pierdas: Así cuidan de tu ❤️ salud los últimos dispositivos de Huawei [ Entérate ]

¿Cuál es tu reacción?
Sorprendido
0%
Feliz
0%
Indiferente
0%
Triste
0%
Enfadado
0%
Aburrido
0%
Incrédulo
0%
¡Buen trabajo!
0%
Sobre el Autor
Teknófilo
Luis es el creador y editor jefe de Teknófilo. Se aficionó a la tecnología con un Commodore 64 e hizo sus pinitos programando gracias a los míticos libros de 'BASIC para niños'. Con el paso de los años la afición a los ordenadores se ha extendido a cualquier cacharrito que tenga una pantalla y CPU.
Comentarios
Deja un comentario

Deja un comentario