Análisis a fondo y opinión del Moto G6


🎁 ¡Sorteos! Tenemos dos nuevos sorteos en camino que lanzaremos el 20/12 y el 21/12 [ Sorteos ]

Ir a página :

¿No tienes tiempo de leer el análisis completo? Dirígete directamente a la sección de Conclusiones para conocer lo que más y lo que menos nos ha gustado del Moto G6.
En abril, Motorola anunció seis nuevos dispositivos de precio asequible: tres de ellos pertenecientes a la serie más básica Moto E y otros tres a la popular serie Moto G, siendo esta última sinónimo de buenas prestaciones a un precio ajustado.

El Moto G6 se sitúa un peldaño por debajo del Moto X4, que tuvimos oportunidad de analizar hace unos meses, y es el modelo más equilibrado del trío formado por el Mogo G6 Play y Moto G6 Plus.

El Moto G6 llega con una pantalla Full HD+ de 5.7″, procesador Snapdragon 450, 3 o 4 GB de RAM, 32 o 64 GB de almacenamiento, cámara trasera dual de 12MP+5MP, cámara frontal de 8MP y batería de 3.000 mAh

El Moto G6 está a la venta por un precio oficial 235 euros (3GB/32GB) o 269 euros (4GB/64GB).

Por cortesía de Motorola, hemos tenido la oportunidad de analizar a fondo el Moto G6 durante varios semanas y, a continuación, os presento mis impresiones al respecto.

 

Índice

Página 1Diseño y Pantalla
Página 2Hardware y Batería
Página 3Software y Multimedia
Página 4Cámara y Llamadas
Página 5Precio y Conclusiones

Diseño y construcción

El Moto G6 ha dado un salto en la calidad de los materiales con respecto al modelo del año pasado. Ahora el smartphone cuenta con un chasis de metal y una cubierta trasera de cristal curvado a ambos lados que le otorga una apariencia sofisticada.

Motorola utiliza cristal Gorilla Glass 3, por lo que debería resistir bastante bien los arañazos. No obstante, otros smartphones de gama más alta utilizan generaciones posteriores de este recubrimiento, como Gorilla Glass 5.

En el frontal, el Moto G6 cuenta con esquinas redondeadas y una gran pantalla de 5.7″ rodeada de marcos de color negro.

Motorola no se ha unido a la moda de la “muesca” en la pantalla y, aunque los marcos superior e inferior son más estrechos que en dispositivos anteriores, siguen siendo bastante amplios y denotan que estamos ante un gama media.

En su favor, Motorola ha aprovechado el espacio del marco inferior y ha incorporado un lector de huella dactilar en una posición más cómoda de alcanzar que en la parte de atrás.

Aunque por su ubicación pudiera parecer que el lector de huella hace las veces de botón de Inicio, por defecto los controles de navegación son virtuales y aparecen en la pantalla cuando es necesario. No obstante, es posible utilizar el lector de huella para navegar y, de esta forma, ganamos espacio en la pantalla.

Motorola ha incluido una pantalla con ratio 18:9, más alargada que la de su predecesor (16:9), lo que hace que el Moro G6 no sea demasiado ancho a pesar de su gran tamaño de pantalla.

Con 8.3 mm de grosor, el Moto G6 es bastante grueso, pero el cristal curvado en la parte de atrás hace que sea más fino en el borde y, de esta forma, da la sensación de que el teléfono es más fino de lo que realmente es.

 

El acabado en cristal es muy atractivo pero, a la vez, es un imán para las huellas dactilares, especialmente si optas por el color más oscuro. El Moto G6 está disponible en colores añil oscuro y plata.

El Moto G6 ofrece un buen agarre aunque puede resultar algo resbaladizo debido a que la superficie trasera del teléfono no posee ninguna textura. La parte de atrás es plana, lo que permite manejar el teléfono con comodidad cuando está apoyado sobre una superficie plana.

A continuación, vamos a revisar todos los elementos que encontramos en los laterales del smartphone.

En el lateral derecho encontramos el botón de encendido, con una cierta textura, y encima se encuentran el botón de volumen de una sola pieza. Ambos botones presentan un tacto agradable y un recorrido adecuado.

 

En el lateral izquierdo está libre de botones y conectores.

 

La parte superior del teléfono cuenta con la ranura donde debemos insertar la tarjeta SIM y la tarjeta micro-SD.

 

Por último, la parte inferior posee el puerto USB-C y el conector de auriculares de 3.5mm.

 

Motorola afirma que el Moto G6 cuenta con protección frente a exposiciones moderadas al agua como derrames, salpicaduras o precipitaciones ligeras. Ahora bien, no está diseñado para sumergirse en agua, ni para exponerse a agua presurizada u otros líquidos ya que no es impermeable.

Motorola no ha certificado la resistencia al agua del Moto G6, probablemente porque encarecería el precio del terminal.

Pantalla

El Moto G6 cuenta con un panel LCD IPS de 5.7″ con resolución Full HD+ (2160 x 1080 píxeles), lo que implica una densidad de píxeles elevada de 424 ppp. En la práctica, esto significa que los píxeles son indistinguibles a simple vista.

La matriz de sub-píxeles del Moto G6 es de tipo RGB, como es habitual en los paneles LCD. En las pantallas RGB los sub-píxeles se organizan uno a continuación de otro en hileras rojo-verde-azul (RGB).

A igualdad de resolución, este tipo de pantallas se ven más nítidas que las PenTile, características de los paneles OLED como los de Samsung, que poseen una peculiar disposición de los sub-píxeles que reduce la resolución efectiva, aunque estas tienen otras ventajas en cuanto a contraste y consumo energético.

Matriz RGB del panel del Moto G6

 

Hemos realizado algunas pruebas con el software profesional CalMAN Ultimate y un colorímetro X-Rite i1Display Pro para analizar las características de la pantalla.

El brillo máximo del Moto G6 es de 480 nits cuando el brillo está al máximo en modo manual pero aumenta hasta 605 nits cuando está activado el modo de brillo automático y nos encontramos en un ambiente muy iluminado — por ejemplo, bajo la luz del sol.

Este es un valor bastante alto para un teléfono de gama media, como se puede apreciar en la siguiente gráfica.

 

El Moto G6 ofrece dos modos de color: estándar, que muestra colores más reales, e intenso, que muestra colores más saturados.

En el modo intenso, la fidelidad de color es mejorable ya que el error medio resulta ser 6.4 dE (un valor por debajo de 4 dE se considera excelente y por encima de 9 se considera inaceptable), y el error máximo resulta ser de 12 dE.

La gama de colores que puede representar el panel del Moto G6 también es mejorable, ya que no cubre por completo el espacio de color sRGB sino que se queda al 93%.

El color blanco presenta una temperatura de color de 8.089ºK, un valor bastante por encima del nivel de referencia de 6.500 ºK, lo que implica un tono azulado que es apreciable en aplicaciones con fondo blanco, como el navegador. Lamentablemente Motorola no ofrece ninguna forma de ajustar la temperatura de color de la pantalla.

El valor de gamma es algo elevado, 2.7, y el color negro no es especialmente profundo (0,44 nits).

 

En el modo estándar, la fidelidad de color no mejora ya que obtenemos un error medio de 6.3 dE y un error máximo de 12.6 dE. La cobertura del gamut sRGB se queda también en un 93% y la temperatura de color es incluso más elevada, 8.295ºK, por lo que la pantalla se sigue viendo bastante azulada.

Nos sorprende que Motorola haya incorporado un modo estándar que, lejos de ajustarse más al gamut sRGB, se aleja de él.

 

Los ángulos de visión son amplios y los colores no se ven alterados al observar la pantalla desde un ángulo, aunque el nivel de brillo decrece ligeramente.

Ir a página