¡SORTEOS! Sorteamos un ZTE Blade A610 Plus [Participar], un Xiaomi Mi A1 64GB [Participar] y un Xiaomi Mi MIX 2 [Participar]

Samsung WB250F: Análisis y prueba a fondo

Analisis Samsung WB250F

El gigante coreano Samsung cuenta con una extensa gama de cámaras fotográficas, desde las compactas más sencillas hasta cámaras ‘sin espejo’ con objetivos intercambiables. La firma tampoco es ajena a la evolución que está teniendo el sector, cuyas ventas están siendo canibalizadas por los smartphones y sus cámaras.

Ante este reto los fabricantes más ligados a la fotografía se defienden aumentando la calidad de las imágenes que producen sus cámaras compactas (gama ‘premium’) o potenciando algunas de las prestaciones que son difíciles de conseguir en un móvil (gama ‘superzoom’ por ejemplo).

Samsung, que juega en los dos campos, ha apuntado en diversas direcciones: cámaras con sistema operativo Android y acceso por tanto a las aplicaciones de dicho ecosistema, un teléfono que incorpora zoom óptico y sensor de cámara compacta y una familia de cámaras, con el apellido Smart Camera, que ofrecen la posibilidad de conectarse a redes Wi-Fi para realizar diversas funciones.

La Samsung WB250F pertenece a esta última categoría, que incluye cámaras premium como la Samsung EX2F que analizamos hace unos meses, cámaras con objetivos intercambiables, como la gama NX, y una series de compactas con zoom generoso como el caso que nos ocupa. Vamos a ver qué tal responde a los retos de los nuevos tiempos fotográficos.

 

Índice

 

 

Características principales de la cámara

  • Sensor BSI CMOS de 14 megapixel
  • Zoom óptico 18x gran angular (equivalente a 24-432 mm) con estabilización óptica
  • LCD de 3” y 460.000 puntos, táctil
  • Grabación de video Full HD
  • ISO 100-3200
  • Conexión Wi-Fi con diversas funcionalidades para compartir fotografías

 

Aspecto exterior, ergonomía y sistema de menús

Samsung WB250F

 

El adjetivo que nos viene a la cabeza para definir el aspecto exterior es ‘agradable’. La cámara de pruebas, en color blanco, tiene un buen tacto y se agarra bien gracias a la protuberancia lateral, a pesar de estar fabricada con un plástico poco rugoso.

La pantalla es fija y no hay visor ni opción de adjuntarlo (lo normal en una cámara de esta categoría). De todas formas el brillo es correcto y la resolución es suficiente, aunque no está entre las más elevadas entre los LCDs de 3”. La pantalla es táctil y eso facilita el acceso a algunas de las funciones, aunque normalmente hay una alternativa con los botones ‘tradicionales.

Como veremos a continuación la disposición de los controles es bastante estándar aunque el funcionamiento es un poco distinto, al primarse algunas funcionalidades ‘especiales’ frente a las típicamente fotográficas.

El frontal no alberga ningún elemento especial, a parte del led de ayuda al enfoque. Hay un ‘amago’ de botón al lado del objetivo pero no tiene uso al no existir un verdadero anillo de objetivo.

Samsung WB250F

 

La parte superior contiene un dial de modos de exposición, aunque en el caso de la Samsung WB250F contiene elementos que en otras cámaras suelen estar en los menús. Otros elementos como los modos A,S y M están agrupados en vez de tener un acceso directo en el dial.

Así, tenemos un modo ‘auto inteligente’ en el que la cámara escoge automáticamente la escena, un modo P que permite variar parámetros conservando el automatismo y los modos A, S y M están agrupados y deben escogerse dentro del menú de ese modo.

Samsung WB250F

 

Además, el dial cuenta con un modo inteligente, en el que se puede seleccionar la escena cuyos ajustes queremos que se apliquen; un modo ‘mejor rostro’, que realiza varias fotos y permite escoger las caras que mejor hayan quedado y el modo ‘mágico plus’ que permite aplicar efectos a las fotos. Veremos más detalles de estos efectos más adelante.

Las siguientes posiciones del dial son un modo menú de ajustes de la cámara y el modo Wi-Fi para manejar los diferentes modos de interacción con otras cámaras.

Samsung WB250F

 

La parte superior derecha también contiene el disparador con el anillo de control del zoom alrededor, el botón de extracción del flash (que hay que pulsar con cierto vigor), el propio flash y el botón de encendido y apagado. La parte superior izquierda contiene un botón llamado ‘direct-link’ que permite un acceso directo a la función de Wi-Fi que escojamos.

Samsung WB250F

 

La parte posterior concentra el grueso de los botones: acceso directo a la grabación de vídeo, botón menú con algunos ajustes relacionados con la toma, a la misma altura un botón de retorno, la clásica botonera de cuatro direcciones (pantalla, flash, disparo continuo / autodisparo y macro) con el OK en el centro. Debajo tenemos el botón de reproducción y el de borrado de imágenes.

Samsung WB250F

 

En la parte derecha hay un acceso a la salida USB, que sirve también para cargar la cámara, en la parte inferior está la tapa de batería y tarjeta. No hay conexión HDMI.

Los parámetros básicos de la cámara se manejan tanto con el selector de cuatro posiciones como con el botón ‘menu’, que da acceso a los principales ajustes (dependiendo del modo hay más o menos parámetros accesibles).

Samsung WB250F

 

Por tanto el dial queda reservado para aquellos ajustes más generales de la cámara y no tanto de la toma.

Samsung WB250F

 

La pantalla táctil resulta útil para tener un acceso más rápido a las diversas funciones y para seleccionar por ejemplo el punto de enfoque. En cambio nos hubiese gustado poder realizar un zoom a partir de la selección digital de un punto de pantalla.

Un detalle negativo es que la cámara no guarda información de la orientación de las imágenes por lo que todas se muestran como horizontales y las verticales hay que rotarlas manualmente.

 

 

Reactividad y autonomía

La Samsung WB250F presenta un tiempo de arranque y parada muy rápidos a pesar de tener un objetivo de buen tamaño.

El tiempo enfoque es bastante correcto aunque hemos notado que al cambiar de modo la cámara no responde a la primera al disparador sino que se debe pulsar dos veces para que reaccione.  como hemos comentado, la pantalla táctil permite acceder de forma rápida al pinto deseado.

Otra observación es el zoom, que parece ‘perezoso’ en ocasiones al mover el anillo. Primero pensábamos que podía ser nuestra unidad pero hemos leído en alguna otra prueba algo similar por lo que parece ser un defecto general.

 

El enfoque manual es fácil de usar pero no contiene ayudas por lo que no resulta demasiado práctico. El modo macro es correcto (unos 5 cm de distancia mínima) aunque sin un modo supermacro que en otras cámaras permite hasta 1 cm..

Samsung WB250F

 

La autonomía no nos ha parecido  uno de los puntos fuertes de la cámara. Aún sin usar las funciones Wi-Fi no llegamos a las 300 fotos sin que empiece a mostrarse que la batería baja rápidamente.

 

 

Efectos digitales

Este apartado es uno de los puntos fuertes de las cámaras Samsung, como pudimos comprobar en nuestra prueba de la EX2F. En este cámara hay algunos efectos comunes pero no están exactamente los mismos.

Dentro del Modo Inteligente encontramos opciones para fotografiar distintas situaciones: rostro bonito, disparo continuo, paisaje, macro, congelación, tono vivo, …

Uno de estos es el modo panorámico, que sigue el esquema de las Samsung y Sony y permite realizar la toma completa de forma totalmente automática desplazando la cámara mientras se pulsa el disparador.

Samsung WB250F

 

Nos ha parecido muy práctico, quizás merecería un lugar más destacado en los menús. A continuación mostramos una serie de fotos panorámicas realizadas con la Samsung WB250F:

 

Otra opción a la que incluso se le da una posición propia en el dial de modos de disparo es el modo Mejor rostro. Con este modo podemos realizar varias tomas consecutivas de un rostro y elegir luego la cara que nos guste más de las 5 tomas que se realizan, para los distintos rostros que haya localizado la cámara en la imagen.

Es un modo curioso, que puede servir para fotos en grupo, sobre todo con trípode para evitar el movimiento, donde siempre hay alguien que cierra los ojos o hace una mueca inoportuna. La resolución baja a 5 megapíxeles con este modo.

Pero el grueso de los efectos se encuentra en el modo Mágico plus. Uno de sus apartado es mi marco mágico, en el que podremos insertar una foto dentro de otra usando además diferentes marcos. No es el modo que más nos entusiasma de esta cámara pero seguro que encuentra su público.

Samsung WB250F

 

El disparo dividido ya lo encontramos en la Ex2F y permite juntar varias fotos en una usando diversas plantillas predeterminadas.

Samsung WB250F

 

El modo foto en movimiento permite realizar varias fotos y juntarlas formando una animación gif, pero que sólo se muestren en una parte de la foto, que habremos seleccionado pasando el dedo por encima. Es algo difícil de explicar, por eso mejor un ejemplo:

Samsung WB250F

 

El modo filtro foto permite aplicar diversos filtros cuyo efecto se puede apreciar durante la composición, antes de realizar la foto. A continuación una galería con los filtros disponibles:

 

Existe un modo similar de filtros para video, con ligeras diferencias. También hay un apartado para editar fotografías a posteriori.

 

 

Calidad de imagen

Como hemos comentado, la Samsung WB250F no es una cámara de la categoría premium y por tanto su foco no está en la calidad de imagen, y la verdad es que la diferencia con las cámaras que hemos venido probando hasta el momento es apreciable.

A la que se amplían las imágenes se aprecia más la falta de detalle en comparación a otras ofertas. El apartado del ruido no es una excepción y como podemos apreciar los procesos de reducción de ruido hacen que se empiece a perder detalle a partir de ISO 800:

Samsung WB250F

 

El objetivo, quizás como arma frente a los pujantes móviles, cuenta con un rango de lo más atractivo, pero no destaca por su luminosidad o su definición. No obstante, y como suele ocurrir, nos ha parecido bastante aceptable en proporción gran angular y flojea más en las posiciones ‘tele’.

 

Las aberraciones cromáticas están también bastante presentes en las escenas con contraluz.

Samsung WB250F

 

El flash sigue la línea de las cámaras con flash en un plano elevado y consigue que el efecto de ojos rojos esté muy controlado:

Samsung WB250F

 

 

Vídeo

El vídeo de la Samsung WB250F presenta sobre el papel buenas prestaciones pero en la práctica muestra bastante los efectos de la compresión. Es una lástima también la ausencia de salida HDMI lo que limita las posibilidades de visionado.

A continuación adjuntamos un vídeo de ejemplo, en el que no sabemos por qué no se escucha el audio:

 

 

Wi-Fi

Este apartado puede ser un calco del que escribimos en su día para la Samsung EX2F. Como allí decíamos, las posibilidades son:

  • Enviar fotos a un smartphone usando la aplicación MobileLink (Android, aunque el manual no garantiza que funcione al 100% en teléfonos distintos a los Galaxy).
  • Controlar la cámara desde un smartphone con la aplicación Remote viewfinder.
  • Compartir fotografías en redes sociales como Facebook, Youtbe, Picasa,…
  • Subir fotos a la ‘nube’ Skydrive de Microsoft
  • Enviar fotos por email
  • Compartir fotos por Wi-Fi con un PC
  • Ver fotos en televisores con Wi-Fi

Samsung WB250F

 

En esta ocasión hemos probado el envío por email, que ha resultado un proceso bastante sencillo en el que basta con introducir el destinatario y elegir las imágenes a enviar. Al destinatario le llega un correo desde [email protected].

También hemos probado la aplicación de control remoto y nos ha sorprendido de nuevo agradablemente su rapidez de instalación y configuración. Primero descargamos la aplicación Samsung Smart Camera App de Google Play y luego seleccionamos la opción de conexión en la cámara. El teléfono la detectará y procedemos a conectar. El funcionamiento presenta un cierto retardo pero en la práctica es usable.

 

La funcionalidad de envío a redes sociales es también bastante práctica. Si lo enviamos a Facebook nos colgará la foto en nuestro muro y si lo hacemos a Picasa creará un nuevo álbum con las fotos seleccionadas.

 

 

Galería de fotos

 

 

Precio

La Samsung WB250F se puede conseguir por  EUR 219,00 en Amazon España, lo que está un paso por encima de las compactas ‘low cost’.

De todas formas esta cámara tiene prestaciones suficientes (zoom, modos creativos, Wi-Fi) para justificar este precio.

 

 

Conclusiones

Como hemos comentado en la introducción, el mercado de las cámaras compactas está en plena transformación y los fabricantes están ensayando características que devuelvan el interés que justifique la adquisición de un aparato distinto al móvil.

Estas condiciones de contorno hacen que tengamos la sensación de que esta Samsung ha llegado algo tarde al mercado, ya que, a excepción del zoom, las prestaciones fotográficas quizás no la distingan lo suficiente de una cámara de smartphone.

Ello no quiere decir que estemos ante un mal dispositivo. La Samsung WB250F es una cámara que se usa con agrado, que tiene modos creativos e incluso divertidos y que permite compartir las experiencias de forma rápida con las opciones de conectividad.

Haciendo la carta a los Reyes, nos gustaría poder ver una evolución de la cámara con un sensor algo mayor y quizás sacrificando algo de zoom para mejorar su calidad pero habrá que ver por qué línea decide apostar Samsung en sus muchos frentes abiertos: smartphones al uso, smartphones centrados en la fotografía, cámaras con SO Android que pueden usar las aplicaciones fotográficas y las capacidades de conexión,… un momento de la industria entretenido, sin duda.

Lo mejor

  • Cuerpo bien construido y agradable
  • Pantalla táctil
  • Rango de zoom muy versátil
  • Modos creativos y en especial el modo panorámico, muy práctico
  • Funcionalidades de conectividad Wi-Fi fáciles de usar

Lo peor

  • Calidad de imagen ‘de compacta’, lo cual no es malo en sí pero empieza a resultar insuficiente
  • Alguna inconsistencia de funcionamiento (enfoque, zoom)
  • No tiene salida HDMI
  • Autonomía limitada
  • No guarda información de orientación de imágenes

La cámara Samsung WB250F ha sido cedida amablemente por Samsung España para elaboración de este análisis

  • Gonza

    Hola, antes que nada felicitaciones por tan buen análisis! Justamente adquirí esta cámara hace unos días y estoy probando todas sus funcionalidades. Si bien es notorio que la calidad de las tomas no es de lo mejor, y menos en escenas oscuras (se nota mucho ruido), creo que es bastante aceptable en general en relación al costo y al tamaño de la misma.
    En lo que respecta a la funcionalidad de Wi-Fi. No encuentro la manera de que no se redimensionen las fotos al subirlas por ejemplo a picasa (G+), o de utilizar la función de AllsharePlay para subir las fotos a la nube (este ultimo me dice continuamente que me suscriba en el servicio de almacenamiento web, siendo que ya lo hice pero no para de repetírmelo). Lo que hace que pierda totalmente el sentido la función de Wi-Fi (al menos que seas un amante de las redes sociales y no te importe la redimension de las imágenes)

    • Jaume

      Hola Gonza,

      Me alegro de que te haya gustado nuestro análisis.

      Respecto a la conexión Wi-Fi, a nuestro juicio tiene varias utilidades que ya comentamos en el análisis:
      – Usar la cámara con control remoto
      – Compartir las fotos rápidamente enviándolas al smartphone
      – Compartir fotos subiéndolas a una red social (Facebook, G+,…)
      – Ver las fotos en una TV sin cables
      – Compartir fotos con un PC

      Para realizar copias de las imágenees es cierto que las funcionalidades de subir fotos a la nube no son las más adecuadas ya que están limitadas en el tamaño de las imagenes (a 2M concretamente) y en ocasiones el número.

      Para esto, la funcionalidad de backup que ofrece la cámara pasa por utilizar un software de PC y realizar allí la copia de seguridad. De todas formas, esto lo único que te evita es el engorro de quitar la tarjeta o conectar la cámara al PC con un cable, pero no sirve para poder realizar backups estando de viaje, por ejemplo.

      Por último, te aconsejo que revises el manual de usuario donde, en el apartado de red inalámbrica, se explican las opciones y limitaciones de estas funcionalidades (si no lo tienes a mano se encuentra facilmente online)

      Un saludo,
      Jaume
      Teknófilo