Análisis del Apple TV 4K a fondo y opinión [REVIEW]


¡SORTEOS! Sorteamos LG G6, OnePlus 5T y pack de productos Aukey [ Ver sorteos ]

Steve Jobs presentó la primera generación del Apple TV el 12 de septiembre de 2006 y, desde entonces, hemos visto pasar cinco generaciones de este dispositivo orientado a disfrutar de contenidos multimedia y aplicaciones en nuestro televisor.

La pasada generación del Apple TV fue presentada a finales de 2015, por lo que a día de hoy presentaba algunas limitaciones te´cnicas, especialmente para aquellos usuarios con televisores 4K.

El nuevo Apple TV 4K hereda el magnífico interfaz y mando a distancia del Apple TV de 2015, añade un procesador más potente y ofrece la posibilidad de reproducir contenidos en 4K y HDR. Además, si habías adquirido películas en iTunes, estas habrán sido actualizadas a su versión 4K sin coste adicional.

Tras varias semanas utilizando el Apple TV 4K con un televisor LG OLED65B7V compatible con 4K y HDR, a continuación os presento mi análisis a fondo de este dispositivo.

Índice

 

Diseño y construcción

El Apple TV 4K es una pequeña caja de color negro con una base cuadrada de 9.8 cm de lado y una altura de 3.5 cm. Los laterales de la caja son de color brillante, mientras que el lado superior ofrece un aspecto mate con el logotipo de Apple y las letras ‘tv’

Si bien las primeras generaciones del Apple TV estaban hechas de aluminio, su acabado no pegaba mucho con el de los televisores, reproductores de DVD o decodificadores, que habitualmente presentan un acabado en color negro brillante. Por esta razón, el Apple TV 4K es uno de los pocos dispositivos de Apple que cuenta con un acabado en plástico de color negro.

Su aspecto es prácticamente idéntico al del Apple TV de 2015, aunque la base del nuevo modelo no apoya totalmente sino que está ligeramente elevada y posee un orificio de forma circular que facilita la entrada de aire para enfriar el interior.

En la parte trasera del Apple TV 4K encontramos tres conectores: HDMI 2.0a, Gigabit Ethernet y energía. En mi caso, únicamente utilizo los conectores de HDMI y energía, ya que aprovecho la rápida conexión WiFi 802.11ac para no ocupar otro puerto del router.

El Apple TV no dispone de un interruptor de encendido/apagado por lo que, para apagarlo, es necesario desconectar el cable de alimentación. Por tanto, es conveniente que el cable de alimentación que accesible ya que, en alguna ocasión, es posible que tengas que reiniciarlo manualmente.

 

El Apple TV 4K llega con un fino mando a distancia con un acabado en cristal que guarda una gran similitud con el del modelo de 2015, aunque ahora el botón de Menú está rodeado por un aro de color blanco que permite identificar rápidamente si estamos sosteniendo el mando de la forma correcta en la oscuridad. El resto de botones — TV/inicio, Siri, reproducción/pausa y volumen — no han cambiado.

El mando a distancia del Apple TV 4K incorpora un acelerómetro y un giroscopio de tres ejes para detectar el movimiento en juegos, conexión inalámbrica Bluetooth 4.0 y transmisor de infrarrojos. El mando cuenta con dos micrófonos para interactuar con Siri mediante la voz, y se carga mediante un conector Lightning.

La mitad superior del mando a distancia está ocupada por la superficie Touch táctil, que permite desplazarnos por el interfaz deslizando el dedo sobre la superficie y elegir una elemento presionando la superficie con el dedo.

Con el mando de mi televisor, que es compatible con el estándar HDMI-CEC, también puedo controlar el Apple TV 4K mediante las flechas de dirección y el botón central, por lo que en la práctica no necesito recurrir al mando del Apple TV salvo para invocar a Siri — lo cual no suelo hacer muy a menudo. También es posible encender la televisión desde el propio mando del Apple TV 4K, si quieres prescindir del mando de la televisión.

Si eres usuario de iPhone, la app Apple TV permite emular los controles del mando a distancia sobre la pantalla del teléfono. Esto puede resultar útil si, estando sentado en el sofá con el iPhone, te das cuenta de que el mando a distancia del Apple TV 4K no está a mano. También resulta cómodo a la hora de introducir texto, y de hecho es el propio iPhone el que te recuerda que puedes usarlo para este fin cuando es oportuno.

Mando a distancia del Apple TV 4K

 

Hardware

En el interior del Apple TV 4K encontramos un procesador A10X Fusion, el mismo que incorporan los nuevos modelos de iPad Pro de 2017. Cuando hicimos nuestro análisis del iPad Pro pudimos constatar que este procesador ofrece un rendimiento espectacular, comparable incluso de al ciertos PCs.

La gran potencia de este procesador resulta especialmente útil para reproducir con suavidad grandes ficheros de vídeo, así como para disfrutar de ciertos juegos 3D. Aunque el Apple TV 4K no pretende sustituir a una consola de última generación, es posible disfrutar de juegos de calidad, como lo haríamos en un iPhone o un iPad reciente, usando el mando a distancia en horizontal.

El Apple TV 4K está disponible en variantes de almacenamiento de 32GB y 64GB aunque, dado que los contenidos 4K no son descargados sino reproducidos en streaming, el almacenamiento no es tan importante como en otros dispositivos salvo que quieras instalar muchos juegos.

El Apple TV 4K es capaz de reproducir contenidos en formato 4K y es compatible con los estándares HDR10 y Dolby Vision. Como hemos comentado en alguna ocasión, Dolby Vision es un formato de HDR superior ya que ofrece codificación frameframe, mientras que en HDR10 la codificación es uniforme para toda la película.

 

Con el Apple TV 4K conectado a un televisor 4K HDR, todos los contenidos se envían en 4K. Cualquier contenido con una resolución inferior a 4K será reescalado y adaptado para mostrarse en 4K a la máxima tasa de refresco que soporte tu televisor, normalmente 60Hz.

Esto significa que, desde la perspectiva del televisor, todos los contenidos que recibe del Apple TV 4K son 4K HDR, aunque realmente estemos reproduciendo un contenido HD. Por tanto, el televisor no aplicará ninguna de las técnicas de procesado de imagen que suelen incorporar los fabricantes para mejorar reproducción de los contenidos en baja resolución, sino que ese trabajo que delegado en el Apple TV 4K.

En cuanto al sonido, sorprende la ausencia de soporte de los formatos de audio más modernos basados en objetos Dolby Atmos o DTS:X, que son capaces de situar los sonidos en puntos concretos del espacio, así como de los formatos Dolby TrueHD y DTS-HD Master Audio.

El Apple TV 4K realiza la decodificación de los formatos de sonido en el propio dispositivo y únicamente envía audio PCM o Dolby Digital 5.1, pero no es capaz de enviar otros formatos de sonido sin procesar.

La buena noticia es que no hay ninguna limitación técnica por la que el Apple TV 4K no pueda reproducir con Atmos, por lo que Apple podría incorporar la compatibilidad con este formato en un futuro.

Otro aspecto interesante es que puedes enviar el sonido de manera inalámbrica a cualquier altavoz AirPlay que tengas conectado a tu red, así como a unos auriculares AirPods si cuentas con ellos.

 

Interfaz y funcionalidades

La configuración inicial del Apple TV 4K es muy sencilla. Basta con introducir la clave de WiFi y tu cuenta de iCloud. Si tienes un iPhone o un iPad cerca, puedes colocarlo junto al Apple TV para que se transfieran automáticamente todos los ajustes en unos pocos minutos.

El Apple TV 4K utiliza el interfaz tvOS, que apenas ha cambiado respecto al modelo anterior. El interfaz ha sido rediseñado para mostrarse en 4K HDR, por lo que la primera vez que conectas el dispositivo a un televisor compatible, el Apple TV 4K lo detecta y realiza una prueba de compatibilidad antes de conmutar al modo HDR.

Es importante que conectes el Apple TV a un puerto HDMI directamente, sin ningún conmutador. En mi caso, lo conecté por error a un conmutador HDMI de 3-a-1, y no era posible activar el modo HDR.

El interfaz tvOS guarda un cierto parecido con iOS, pero ofrece un aspecto más sencillo, con grandes iconos ocupando la pantalla que podemos agrupar en carpetas y ordenar libremente a nuestro gusto.

La primera fila está reservada a nuestras apps favoritas y, al colocar el cursor sobre cualquiera de ellas, pueden aparecer opciones y funciones adicionales en la parte superior de la pantalla.

Interfaz de tvOS en el Apple TV 4K

 

En el Apple TV 4K podemos pasar de una app a otra rápidamente sin necesidad de volver a la pantalla de inicio, con tan solo pulsar dos veces rápidamente el botón de inicio y elegir la app deseada entre todas las abiertas. El cambio de aplicaciones es, por tanto, mucho más rápido que en los sistemas de Smart TV tradicionales, y podemos cerrar cualquier app abierta arrastrándola hacia arriba, como en el iPhone.

Apple ofrece su propia tienda iTunes de contenidos, que permite alquilar o comprar películas cómodamente desde el sofá. Una película como Wonder Woman (2017) cuesta 13,99 euros para compra y 4,99 euros para alquiler en 4K Dolby Vision. Si ya tenías películas compradas en HD en iTunes, estas son actualizadas automáticamente a su versión en 4K, si existe, sin coste adicional.

Este precio es competitivo si tenemos en cuenta que la misma película en HD cuesta 13,99€ en compra y 4,99€ en alquiler en Rakuten TV (antiguo Wuaki.tv). En Movistar TV, el alquiler en HD también cuesta 4,99€, y la versión HD en Google Play cuesta 3,99€ en alquiler y 16,99€ en compra.

El catálogo de iTunes es muy amplio ya que Apple ha llegado a acuerdos con los principales estudios de Hollywood: 20th Century Fox, Lionsgate, Paramount, Universal, Warner Bros y Sony.

Otra opción para consumir películas y series es descargar desde la App Store de tvOS aplicaciones de streaming como Netflix, que ofrece contenidos 4K en HDR10 / Dolby Vision de alta calidad, u otras como HBO.

Aunque cualquier televisor 4K HDR posee capacidades Smart TV y, por tanto, es más que probable que incorpore la app de Netflix, no ocurre lo mismo con la app de HBO, que por el momento solo está disponible en la plataforma Smart TV de Samsung. En mi caso, dado que poseo un televisor LG, utilizo el Apple TV 4K para disfrutar de la suscripción de HBO que ofrece Vodafone.

Echo de menos algunas aplicaciones de streaming como Amazon Prime Video, que por el momento no está disponible, así como ciertas opcionales locales como Movistar TV o Mitele —  la app Atresmedia sí que está disponible.

La película Superman está disponible en 4K HDR en iTunes

 

La app de YouTube también está disponible en el Apple TV 4K. Lamentablemente, el dispositivo es compatible con los formatos H.264, HEVC / H.265 y MP4, pero no con el formato de vídeo VP9 de YouTube. Esto significa que, por el momento, no podemos disfrutar de vídeos de YouTube en formato 4K en el Apple TV 4K. Si te gusta la música, la app VEVO ofrece una amplia selección de vídeos musicales en alta calidad.

Estas son solo algunas de las apps que puedes descargar en el Apple TV pero la lista es enorme: apps de noticias, deportes, redes sociales, entretenimiento, forma física, etc.

En Estados Unidos, el Apple TV 4K cuenta con una app llamada “TV” que no está disponible en otros países. Esta app consolida el contenido disponible en todas las apps que has instalado y en todas tus suscripciones a servicios de pago, y los muestra de forma organizada. También proporciona recomendaciones en base a tus favoritos.

Como hemos comentado anteriormente, el Apple TV 4K tiene potencia suficiente para ser también una máquina de juegos. Algunos títulos de iOS están disponibles en tvOS, y tenemos una selección bastante amplia de juegos gratuitos para elegir.

Gracias a Siri, podemos interactuar con el Apple TV 4K a través de la voz y pedirle cosas como “Abre HBO”, “Busca apps para niños”, “Activa los subtítulos”, “Escuchar Despacito.” Siri es capaz de mantener el contexto, de forma que puedes decirle “Muéstrame películas de acción” y, a continuación, pedirle que filtre “solo las que están en 4K”.

Uso de Siri en el Apple TV 4K

 

Si mientras ves una película de iTunes te has perdido una parte del diálogo, puedes preguntar a Siri “¿Qué ha dicho?” y el Apple TV 4K repetirá esa escena con subtítulos activados para que lo puedas escuchar mejor. Si preguntas “¿Quién es ese actor?” podrás ver el nombre de los actores de la película.

La integración del Apple TV 4K con tu ecosistema de productos Apple permite disfrutar en la televisión de las fotografías y vídeos que tengas almacenados en iCloud. Si posees una suscripción a Apple Music, también puedes hacer uso de ella en el Apple TV.

Otra función útil es duplicar la pantalla de tu iPhone o iPad en tu televisor. La tasa de imágenes por segundo es muy elevada, siendo posible, por ejemplo, duplicar la pantalla mientras mientras juegas al Asphalt Xtreme.

Por último, si utilizas productos domóticos compatibles con HomeKit, el Apple TV 4K permite controlarlos de forma remota cuando no estás en casa. Sin este dispositivo no puedes acceder a tus dispositivos HomeKit desde fuera de tu red local, a no ser que configures un iPad como central de accesorios y lo dejes fijo en casa.

 

Experiencia de uso

El interfaz del Apple TV resulta muy intuitivo de manejar y, gracias a la potencia del procesador A10X, se mueve con gran fluidez. En las semanas que llevo utilizando el Apple TV 4K no he experimentado ningún parón ni cuelgue sino que, simplemente, funciona.

Los contenidos en formato 4K HDR se ven con una calidad espectacular en televisores compatibles con esta tecnología.

Películas de iTunes como Wonder Woman (2017) o Batman y Superman: El amanecer de la justicia (2017), que están disponibles en 4K Dolby Vision, se ven con una impresionante nitidez y un rango dinámico muy elevado que se nota especialmente en escenas que combinan elementos oscuros y brillantes. Lo mismo ocurre con contenidos de Netflix como Stranger Things 2, que está disponible en 4K Dolby Vision.

Dado que las películas se retransmiten en streaming, la compresión del vídeo es mayor que en su equivalente en disco 4K Blu-ray. En cualquier caso, la diferencia de calidad solo será apreciable por los usuarios más exigentes.

 

El Apple TV 4K comienza a reproducir las películas de iTunes con gran rapidez, de forma casi instantánea, incluso utilizando una conexión WiFi. Otros servicios de streaming como Netflix dedican unos segundos a hacer buffering, lo que me hace pensar que quizás el Apple TV comience a descargar el principio de una película antes de que pulses el botón de Reproducir.

Hablando de Netflix, no he notado ninguna diferencia de calidad a la hora de reproducir contenidos con la app nativa de la televisión y la app del Apple TV 4K. Al igual que ocurre en la app de Netflix para Smart TV, no es posible descargar contenidos para verlos en offline, algo que sí que es posible en la app para iOS y que podría ser útil para llevar el Apple TV de viaje.

Otros contenidos disponibles en menor resolución, como vídeos de YouTube, se ven bien en el Apple TV, aunque obviamente la calidad no es comparable a la de vídeos 4K y, en algunos casos, el procesado del Apple TV para escalarlos a 4K resulta algo agresivo.

El Apple TV 4K no es un dispositivo pensado para los más jugones, pero hay muchos títulos interesantes como Leo’s Fortune, Sonic the HedgehogTransistor, por citar algunos, y más que están por venir. Uno de los títulos que llegarán próximamente es Sky, un juego que tuve oportunidad de probar en mi visita al centro de demostraciones de Apple y que ofrece unos gráficos exquisitos con una estética muy cuidada.

El Apple TV 4K es el centro del entretenimiento digital de mi televisor

 

Precio

El Apple TV 4K está a la venta en la web de Apple por 199 euros para la versión de 32GB y por 219 euros para la versión de 64GB.

Dado que la mayoría de las películas se reproducen por streaming y no se descargan en el dispositivo, para la mayoría de los usuarios debería ser suficiente con la variante de 32GB. Ahora bien, dada la poca diferencia de precio, mi consejo es optar por la de 64GB para estar mejor preparado para el futuro.

 

Conclusiones

Desde que el Apple TV 4K llegó hace un mes a mi hogar, se ha convertido en el centro de mi entretenimiento digital alrededor del televisor. A diferencia de los arcaicos interfaces de Smart TV que ofrecen algunos televisores, el sistema operativo tvOS del Apple TV 4K resulta cómodo y, sobre todo, rápido de manejar.

El control mediante el mando a distancia del Apple TV 4K es intuitivo, pero también es posible utilizar el propio mando del televisor si este es compatible con HDMI-CEC, en caso de que detestes tener que usar varios mandos a distancia. Siri también permite controlar algunas funciones mediante la voz, aunque personalmente no le encuentro demasiado utilidad.

Una ventaja del Apple TV frente a ciertos sistemas de Smart TV es la disponibilidad de una gran cantidad de apps y juegos en la tienda App Store. Por ejemplo, a día de hoy, HBO solo está disponible en el Smart TV de Samsung, pero podemos acceder a esta plataforma mediante el Apple TV 4K. Aún con todo, encontramos algunas ausencias importantes como las apps de Movistar TV o Mitele de Mediaset.

La calidad de imagen del Apple TV 4K ha mejorado significativamente respecto al modelo anterior gracias al soporte de contenidos en resolución 4K (2160p) en los cualquiera de los formatos HDR10 y Dolby Vision de alto rango dinámico.

El Apple TV 4K envía todos los contenidos a la máxima calidad que soporta la televisión (en mi caso, 4K HDR a 60fps). Aquellos contenidos disponibles en más baja resolución (en mi caso, Full HD o inferior) son escalados automáticamente por el Apple TV 4K, en lugar de dejar a la televisión que conmute a otro modo de vídeo o realice su propio escalado, lo que en en ocasiones provoca un procesado de imagen algo excesivo.

 

Tanto en iTunes como en Netflix podemos encontrar una buena selección de películas y series en formato 4K HDR, que se pueden comprar o alquilar a un precio competitivo y se ven de forma espectacular en un televisor compatible. Además, si tenías alguna película comprada, obtendrás la versión 4K cuando esté disponible gratuitamente.

Lamentablemente, YouTube no es compatible con el codec que utiliza el Apple TV, por lo que no es posible disfrutar de contenidos 4K de la popular plataforma de vídeos. Nos gustaría que en, en algún momento, estas diferencias se solucionasen ya que YouTube es una de las principales fuentes de contenido 4K a dia de hoy.

En cuanto al sonido, el Apple TV 4K es capaz de enviar audio PCM o Dolby Digital 5.1, pero no es compatible con otros formatos de audio espacial como Dolby Atmos o DTS:X. Mi sistema de sonido en casa no es tan avanzado, pero aquellos usuarios que hayan invertido en un sistema con esas características, se sentirán defraudados.

La integración del Apple TV con el ecosistema de productos y servicios Apple es excelente. Podemos disfrutar de nuestras fotografías y vídeos en la pantalla del televisor, nuestra música con la suscripción Apple Music, controlar nuestros productos domóticos HomeKit, así como enviar al televisor el contenido que vemos en la pantalla del iPhone o iPad.

En definitiva, el Apple TV 4K es un dispositivo que hace todo lo que esperamos que haga, de forma sencilla y fluida, por lo que resulta ser un excelente complemento de cualquier televisor, sobre todo si eres usuario de otros dispositivos y servicios de Apple.

Lo mejor:

  • Tamaño compacto y una estética que no desentona junto al televisor
  • Fluidez en el manejo del interfaz y elas apps gracias a un procesador potente
  • Control a través del mando a distancia incluido, el de la propia televisión o la app del iPhone
  • Excelente calidad de imagen gracias al soporte de contenidos 4K HDR
  • Gran variedad de apps y juegos disponibles en la App Store
  • Gran catálogo de películas 4K HDR a precios competitivos en iTunes
  • Actualización gratuita a 4K de las películas adquiridas previamente en iTunes
  • Integración con el ecosistema Apple de Fotos/Vídeos, Música, HomeKit, etc.

Lo peor:

  • No es compatible con los contenidos 4K HDR de YouTube
  • No decodifica formatos de audio espaciales como Dolby Atmos o DTS:X
  • Ausencia de algunas apps locales como Movistar TV o Mitele de Mediaset
  • La función ‘TV’ de agregación de contenidos solo está disponible en EE.UU.

Nota: El Apple TV 4K ha sido cedido amablemente por Apple para la realización de este análisis.