¡Cuidado! La actualización a Android N Beta puede ‘brickear’ tu dispositivo (pero Google tiene una solución)

nexus2cee_trap_thumb[1]

La nueva aproximación que ha seguido Google con el lanzamiento de Android N es muy cómoda para los desarrolladores ya que solo tienen que dar de alta su dispositivo y esperar a que las actualizaciones lleguen por el aire.

Sin embargo, pocos lanzamientos son perfectos, y este está causando algunos quebraderos de cabeza. Las quejas comenzaron a surgir hace poco cuando algunos usuarios se quejaban de que sus dispositivos se habían quedado inservibles tras instalar la actualización a Android N Preview.

Los ingenieros de Google todavía no han identificado la causa del problema, pero parece relacionado con la escritura de algos bloques de datos durante el proceso de instalación. Las quejas de los usuarios se están produciendo con muchos dispositivos Nexus, lo que descarta que sea un problema con un hardware determinado.

Sea cual sea la causa, el resultado es que los dispositivos que fallaron durante el proceso de instalación no consiguen arrancar tras ser reiniciados. Es posible arrancar el bootloader, pero no el propio sistema.

El problema se agrava por el hecho de que muchos usuarios no son capaces de desbloquear su bootloader, lo que significa que no pueden solucionar el problema instalando una imagen de fábrica.

Como recomendación, deberías activar OEM Unlocking en las opciones de Desarrollador antes de instalar cualquier OTA en el futuro, simplemente por si acaso. Esta opción no desbloqueará tu bootloader ni borrará ningún dato, pero te da la opción de desbloquear tu bootloader si es necesario en algún momento.

dont-panic[1]Por suerte, Google ha descubiero una solución y ha creado una guía paso a paso para que los usuarios puedan reestablecer el buen funcionamiento de sus dispositivos incluso aunque hubiesen quedado inservibles.

Google ha publicado enlaces a los paquetes OTA con una pequeña guía que explica cómo cargarlos en un dispositivo.

Los usuarios solo tienen que descargar el fichero de actualización adecuado, reiniciar el dispositivo en modo recuperación y conectarlo a un ordenador para, finalmente, utilizar ADB para cargar manualmente la OTA. Por supuesto necesitarás haber instalado los drivers adecuados (si estás en Windows).

Quizás te interese

Las apps de Android se abrirán automáticamente en función de tu entorno y los accesorios que conectes

Dependiendo del teléfono Android que tengas, pueden pasar cosas distintas cuando conectas unos auriculares. Algunos …