El mejor jugador de fútbol del mundo todavía usa un iPhone de hace varios años

Es evidente que no todo el mundo comparte nuestra pasión por los smartphones ni siente la necesidad de renovarlo frecuentemente — ni siquiera cuando el dinero no es un problema.

Luka Modric, centrocampista del Real Madrid, fue fotografiado hace unos días en la ceremonia de The Best FIFA Football Awards en Londres en la que fue elegido el mejor jugador del mundo del año.

El jugador croata llevaba en su mano un iPhone que, a juzgar por su aspecto, tiene ya unos años. En el mejor de los casos, se trata del iPhone SE, que fue lanzado a principios de 2016, pero también podría ser el iPhone 5s que fue anunciado en 2013.

Aunque no hay nada malo en utilizar un smartphone de hace varios años, resulta bastante sorprendente en las manos de una persona que gana tanto dinero al año, sobre todo para los que nos gustaría siempre tener el último smartphone.