¡SORTEOS! Sorteamos un OnePlus 5T y un Xiaomi Redmi Note 4 [ Ver sorteos ]

Análisis y opinión de la cámara Sony Cyber-shot DSC-RX100

Sony Cyber-shot DSC-RX100La Sony Cyber-shot DSC-RX100 supuso una pequeña revolución en el momento de su introducción. Por primera vez una compacta se atrevía con nada menos que 20 megapíxeles y además lo hacía con un sensor de tamaño generoso.

Además, todo esto dentro de un cuerpo minúsculo en la categoría de compactas premium, solo superado por la Canon PowerShot S100 (ahora reemplazada por la Canon PowerShot S110). Si bien Sony había hecho algún tímido intento en la categoría de las cámaras avanzadas, esta ha sido hasta el momento su apuesta más fuerte junto a la RX1, una cámara destinada a un público mucho más minoritario.

La cámara por tanto promete calidad de imagen y portabilidad partes iguales, lo que en el mundo fotográfico es el equivalente a la cuadratura del círculo. Hemos tenido la ocasión de probar la Sony Cyber-shot DSC-RX100 durante unas semanas y vamos a comentar nuestras impresiones en el siguiente artículo.

 

Características principales de la cámara

  • Objetivo equivalente a un 28-100 mm con aperturas f1.8-4.9 y estabilización óptica
  • Sensor Exmor CMOS de 20 megapíxeles tamaño 1”
  • Pantalla de 3” y 1,2M de píxeles.
  • Rango de sensibilidad de 125 a 6400 ISO, aunque se puede expandir combinando diversas tomas
  • Grabación de imágenes en jpeg y RAW.
  • Grabación de video Full HD (1080p) a 60fps

 

Aspecto exterior

(Nota: en nuestros análisis incluimos imágenes de la unidad que probamos,  pero en este caso ésta unidad ya había ‘sufrido’ bastantes pruebas y presentaba evidentes signos de uso en el exterior. Debido a esta razón hemos preferido no incluir primeros planos y utilizar las fotos oficiales de la web de Sony)Sony Cyber-shot DSC-RX100De entre las compactas premium. la Sony Cyber-shot DSC-RX100 es una de las pocas cámaras que podemos considerar ‘de bolsillo’ (la única junto a la Canon PowerShot S110). El elemento que más destaca es el anillo alrededor del objetivo que, debido a sus dimensiones necesita de un espacio adicional a lo ancho para ser alojado al replegarse. De hecho, es el objetivo al desplegarse el que hace sospechar que hay algo distinto en el interior de esta máquina.Sony Cyber-shot DSC-RX100Como ocurría igualmente en la Canon, la portabilidad es la gran beneficiada de este diseño y la comodidad del manejo/empuñadura las perjudicadas, bajo nuestro punto de vista. Y a esto contribuye la pantalla fija, un requisito de la miniaturización, que unido a la ausencia de visor óptico hace que la posición de disparo y por tanto la firmeza que se puede lograr no sea la más adecuada.

La parte frontal contiene el anillo giratorio alrededor del objetivo y cuya funcionalidad es programable. Al contrario de lo que ocurre en la Canon, donde se mueve en pasos discretos, el movimiento del anillo en la Sony es continuo. Este comportamiento, que es útil por ejemplo en el enfoque, nos resulta menos cómodo en aquellos parámetros en los que hay que escoger entre distintos valores. En este caso la falta de pasos fuerza a estar pendiente (vía pantalla) de cuándo ha cambiado al parámetro al no haber confirmación por el tacto.Sony Cyber-shot DSC-RX100La parte superior contiene el botón de encendido y apagado, el disparador con el anillo de zoom alrededor y el dial de modos de disparo.Sony Cyber-shot DSC-RX100En el otro extremo se encuentra el flash, que se levanta automáticamente dependiendo del modo de disparo (hay que replegar manualmente). En el caso de la Sony, quizás al ser lago más gruesa no se entorpece tanto como los dedos ya que se sujeta mejor con una mano y no es tan instintivo colocar la izquierda en ese lugar como ocurría en la Canon PowerShot S110.Sony Cyber-shot DSC-RX100La parte posterior tiene todos sus botones en la parte derecha en cuya parte superior se encuentra una pequeña protuberancia que facilita el agarre y junto a la que se encuentra el botón de acceso directo a la grabación de vídeo.Sony Cyber-shot DSC-RX100Justo debajo se encuentran el botón Fn que da acceso directo a 7 funciones (a escoger) y junto a él el botón de menú. Debajo se encuentra el selector de 4 posiciones (compensación de la exposición, flash, pantalla y modo de enfoque). En el centro hay un botón y además la parte exterior es giratoria, lo que facilita el cambio de parámetros como la apertura, etc.

Debajo se estos se encuentra el botón de reproducción y el de ayuda/borrado.

En la parte izquierda  contiene el conector USB que también sirve para la carga de la batería y la parte inferior está la tapa de la batería y tarjeta SD, además del conector HDMI.

 

Ergonomía

La gran similaridad entre el aspecto externo de la Sony Cyber-Shot DSC-RX100 y de la Canon PowerShot S110 hace que los comentarios sean muy parecidos a los que hicimos en su día. El fabricante saca el jugo de todos los botones presentes en la cámara y se beneficia de un grosor ligeramente superior…pero se continúa siendo incómoda de empuñar por su tamaño. Eso sí, ¡no hay excusa para no llevarla siempre encima!

La pantalla en este caso tiene más resolución y eso se agradece al revisar las imágenes. Sin embargo, al no ser móvil el confort de uso disminuye mucho. La pantalla tiene un ajuste de luz automático pero cuando se fotografía a plena luz del sol sólo se consigue una visibilidad aceptable si se sube el brillo al máximo.

La cámara incluye un nivel electrónico tanto del eje horizontal como del vertical. El diseño es mucho más moderno que el que vimos en la Pentax MX-1, pero en la práctica nos ha parecido algo mas difícil de leer. Además, su utilización elimina todos los demás indicadores de la pantalla excepto lo más básicos.

Sony Cyber-shot DSC-RX100

Uno de los usos que se le pueden dar al anillo del objetivo es el control del zoom. Al ser un movimiento continuo funciona muy bien, pero como el propio anillo de zoom (situado en la parte superior) cumple bien con su función, preferimos destinar el anillo de objetivo a otro fin y ganar así un acceso directo.

 

Reactividad y autonomía

La Sony Cyber-Shot DSC-RX100 arranca en los habituales (en esta categoría) 2 segundos escasos y quizás donde vemos más retardo es al apagar la cámara con el zoom extendido, que necesita 1 segundo adicional para su repliegue.

El enfoque es bastante rápido y en condiciones de poca luz se ayuda de la luz de asistencia que permite realizar un enfoqué con cierta agilidad.

La cámara en ocasiones presenta algún ligero retardo al leer imágenes de la tarjeta (‘grabando’) o al hacer zoom al revisarlas.

El enfoque manual en la Sony Cyber-shot DSC-RX100 es realmente diferencial respecto a otras cámaras que hemos probado. Aquí podemos optar por dos opciones, una en la que se permite el autofoco y luego enfocar manualmente con más precisión y otra que es puramente enfoque manual. En ambos casos se nos muestra una asistencia tipo focus peaking, resaltando en rojo las áreas enfocadas y se amplía el área central o la que elijamos. Con sujetos en movimiento sigue siendo algo costoso pero con objetos más o menos estáticos es de lo mejor que hemos visto hasta ahora.

La cámara no tiene el modo macro que se suele encontrar representado con una flor en unos de los cuatro controles traseros. De hecho sólo hay una referencia a él en menú de escenas, pero no hemos observado que seleccionarlo permita enfocar de más cerca sino que más bien intenta lograr un mayor desenfoque del fondo. Es decir, podemos decir que la cámara tiene el macro siempre activado, aunque éste no permite distancias tan exiguas como por ejemplo la Pentax MX-1 (1cm), sino que se queda alrededor de 5 cm. como distancia mínima de enfoque.

De todas formas, los 20 megapíxeles y el sensor de la Sony Cyber-shot DSC-RX100 ayudan a producir una imágenes con un nivel de detalle espectacular, como podemos ver en la siguiente galería de imágenes macro (se recomienda visionar a tamaño completo):

 

Sistema de menús

La rueda de modo de disparo permite seleccionar el tipo de comportamiento de la cámara ya sea manual, semiautomático, modos especiales, video… Junto a éste destaca también el botón Fn, que permite el acceso directo a 7 funcionalidades a escoger por el usuario. Las teclas de la rueda trasera también admiten personalización. Por último el menú ‘general’ es el que permite los ajustes generales y más finos de la cámara.

El modo de disparo contiene los modos P,A,S,M habituales; el modo ‘verde’ que selecciona la mejor imagen de disparo; el modo automático +, que además del anterior incluye efectos de rango dinámico; el modo SCN, para seleccionar escenas de disparo; el modo panorámico; el modo vídeo y una posición para poder almacenar hasta 3 tipos ajustes distintos.

La posición Fn permite un acceso rápido a 7 funciones de entre 18 entre las que se encuentran: modo de enfoque, área de enfoque automático, ISO, modo de disparo, modo de medición de la exposición, balance de blancos, modo de flash, tamaño y calidad de imagen, modos HDR,…etc

Sony Cyber-shot DSC-RX100
Botón Fn

Es un método que permite que el usuario priorice el acceso a las funciones que prefiere, pero por otra parte no produce el efecto de otras cámaras en las que el menú Fn o Func muestra de una forma visual el estado de los parámetros principales de la cámara. Esto permite además tener una visión general de los ajustes de la cámara y no sólo de un subconjunto. Se puede sustituir por uno de los modos de pantalla en lo que se muestra mucha información, pero es más disruptivo a la hora de componer:

SONY Cyber-shot DSC-RX100

Además como hemos comentado ya el anillo frontal, de función personalizable y dos de los cuatro botones y botón central de la parte trasera son accesos directos también personalizables.

El menú principal es del tipo ‘sin scroll‘, en el que podemos pasar de una página a otra directamente.

Sony Cyber-shot DSC-RX100

El modo ‘review’ es el típico en Sony con separación entre imágenes fijas y vídeo. No es lo que más nos gusta de la cámara, como tampoco el acceso a fotografías ‘antiguas’ si tenemos muchas en la tarjeta, que es bastante costoso.

Sony Cyber-shot DSC-RX100

En general, y a pesar de alguna cuestión de gusto personal, nos ha parecido que la Sony Cyber-shot DSC RX-100 ofrece un nivel elevado de acceso a las funciones de la cámara, y que logra paliar en parte las limitaciones del tamaño.

 

Efectos Digitales

La Sony ofrece varios niveles de lo que en nuestras pruebas consideramos ‘efectos digitales’:

Por un lado tenemos los llamados ‘estilos creativos’ que puede ser: estándar, vívido, retrato, paisaje, puesta de sol y blanco y negro. Básicamente se trata de jugar con el ajuste de colores.

Otro grupo de efectos son los llamados ‘efectos digitales’ que pueden ser: efecto ‘juguete’ (*), color ‘pop’, posterización, retro, clave alta (‘high key’), color parcial (*), monocromo de contraste alto, enfoque suave (*), pintura HDR (*), monocromo tonos ricos, miniatura (*), acuarela, ilustración (*).

El (*) indica que se puede escoger entre varios niveles.

A continuación podemos comparar los efectos posterización monocroma, monocromo de contraste alto, monocromo tonos ricos y el estilo creativo blanco y negro.

 

Otro grupo que ha sido tratado con especial cuidado en la Sony es el tratamiento del rango dinámico. En este sentido tenemos dos tipos de ajuste: la optimización del rango dinámico DRO y el tratamiento HDR. Los dos persiguen conseguir una foto con menos contraste, pero la primera lo hace analizando la imagen tomada y ajustando y la segunda lo que hace es tomar tres fotografías con distintos niveles de exposición y combinarlos.

Tras las pruebas nos sentimos cómodos dejando el DRO en automático y usando el HDR sólo cuando sea necesario y podamos asegurar tres disparos con suficiente estabilidad. A continuación adjuntamos una galería con el efecto de los distintos niveles de DRO y HDR que ofrece la cámara:

 

El último y no por ello menos importante tipo de efecto digital es el panorámico. Para ello Sony utiliza el método que inventó y que más nos gusta en este tipo de cámaras, el llamado sweep panorama‘ que permite simplemente desplazar la cámara al tiempo que ésta va tomando fotos. La cámara procesa las imágenes tomadas y con ello obtenemos una imagen con una calidad más que aceptable y, sobre todo, de forma muy cómoda. Se puede escoger el sentido y la orientación.

A continuación unos ejemplos del modo panorámico de la Sony Cyber-shot DSC-RX100:

 

Calidad de imagen

Y llegamos al punto en el que la Sony Cyber-shot DSC-RX100 realmente marca las diferencias con las competidoras, la calidad de su sensor de 1” y 20 megapíxeles.

Nuestros análisis anteriores han sido siempre sobre un sensor tipo 1/1.7”, con alguna variación en el número de megpíxeles, que tiene una superficie de 43,30mm² . El sensor de la Sony tiene una superficie de 116mm², casi el triple, y eso tiene un efecto importante en el ruido a ISO alta.

A continuación adjuntamos una gráfica de la wikipedia con las comparación. El sensor de la Sony tiene el mismo tamaño del indicado como Nikon 1/CX:

SensorSizes.svg

Podemos pensar que el mayor tamaño de sensor puede tener como consecuencia una profundidad de campo comparable a la de las reflex digitales, pero la verdad es que las superficies son todavía bastante dispares (las réflex APS-C montan sensores entre los 329 y los 370 mm² de área). Para comprobarlo hemos realizado una foto con el zoom de la Sony a 100mm y apertura máxima y una reflex APS-C con una focal y aperturas similares. Podemos comprobar que la profundidad de campo es claramente mayor en la Sony y por tanto el efecto desenfoque es menor:

Sony Cyber-shot DSC-RX100
Sony Cyber-shot DSC-RX100 100mm f4.9
Sony Cyber-shot DSC-RX100
Pentax K20D (réflex APS-C) 100mm f4.9 (aprox)

 

Calidad de imagen: ruido

La profundidad de campo está limitada por la física del sensor y el ruido, en principio, es directamente proporcional a la densidad de píxeles de la cámara. Los ingenieros de Sony han conseguido una mejora espectacular en el tratamiento del ruido, especialmente si lo comparamos a las cámaras premium con sensor 1/1.7”. Y eso a pesar de que el mayor numero de píxeles, con el consiguiente aumento de densidad, podía hacer pensar que las diferencias no serían tan obvias.

En las imágenes siguientes podemos comprobar cómo el ruido aguanta muy bien hasta ISO 1600, e incluso es muy aceptable hasta el rango máximo (6400):

Sony Cyber-shot DSC-RX100

La cámara tiene un par de modos extendidos (ISO 80 y 100) en los que no hemos apreciado mejora en rendimiento (son útiles para poder seleccionar mayores velocidades de obturación). Además, existe una opción que combina automáticamente varios disparos y que va de ISO 200 a unos impresionantes (pero ruidosos) ISO 25600. Como podemos comprobar debajo, además de permitir extender la sensibilidad los modos extendidos mejoran ligeramente el resultado de las fotografías hechas con un solo disparo (se nota más, lógicamente, en las más altas)

Sony Cyber-shot DSC-RX100

 

 Calidad de imagen: Objetivo

El objetivo de la Sony tiene un rango bastante versátil, a pesar de que no llega a angulares de 24mm y se queda en 100mm en el tele. El aspecto más negativo es la perdida de luminosidad a lo largo del recorrido del zoom, en el que se pasa de 1.8 a 4.9.

Respecto a la nitidez, el objetivo presenta un rendimiento muy aceptable y permite aprovechar los 20 mpix de forma satisfactoria. Quizás hemos notado una mayor pérdida de calidad en las esquinas respecto a cámaras con sensores inferiores, pero se sitúa en parámetros aceptables. En la imagen vemos el peor de los casos, que es una comparación de una esquina con el centro de la toma a la apertura máxima (1.8):

Sony Cyber-shot DSC-RX100
Esquina vs centro de la imagen a 28mm y f1.8

Lo que hemos notado también es cierta facilidad para generar aberraciones cromáticas en situaciones de contraluz, aunque se trata de un comportamiento bastante común en la categoría:

Sony Cyber-shot DSC-RX100

El efecto del steady shot (estabilización en Sony) es muy apreciable, permitiendo disparar en circunstancias poco favorables, lo que unido a la muy usable alta sensibilidad convierten a esta cámara en una especialista en situaciones de poca luz:

Sony Cyber-shot DSC-RX100
Estabilización off, 1 segundo de exposición
Sony Cyber-shot DSC-RX100
Estabilización on, 1 segundo de exposición

 

Calidad de imagen: flash

El flash de la Sony se levanta de forma automática pero se debe bajar manualmente. Se carga rápidamente y la potencia es la esperable en estos dispositivos. La cámara, con sus reducidas dimensiones, no permite la incorporación de un flash externo, por lo que será todo lo que tendremos y en ocasiones, sobre todo en modo tele, puede resultar escaso.

Respecto a los ojos rojos, se comporta de forma similar a las cámaras probadas, es decir, cuesta que aparezca ese molesto efecto:

Sony Cyber-shot DSC-RX100

 

Calidad de imagen: vídeo

El vídeo en la Sony Cyber-shot DSC-RX100 es otro de los puntos fuertes. Además de la resolución y cadencia, presenta también la opción de retocar algunos parámetros como la exposición y capturar imágenes a plena resolución durante a captura, lo que sin duda satisfará muchos de los requerimientos de los más exigentes.

Hemos de decir que una vez ‘proyectados’ en una televisión LCD de gran tamaño los vídeos full HD de la Sony brillan con luz propia y presentan una mejora sustancial con lo que hemos visto en las cámaras probadas anteriormente con sensores menores.

Adjuntamos un vídeo de ejemplo:

 

Galería

 

Precio

La Sony Cyber-shot DSC-RX100 se puede encontrar en Amazon por EUR 379,00, que es un precio bastante reducido respecto a su precio de lanzamiento oficial de 650€. A pesar de ello sigue siendo una de las cámaras más caras dentro del segmento premium, sobre todo teniendo en cuenta su tamaño. Pero como hemos comentado, una vez descubierto el potencial que se esconde en el interior ya no nos parce tan cara.

 

Conclusiones

Como hemos ido comentando a lo largo del análisis, la Sony Cyber-shot DSC-RX100 nos ha producido unas sensaciones parecidas a las de la Canon PowerShot S110, no en vano son muy similares en su aspecto exterior. En ambos casos se ha hecho un magnífico trabajo para incluir un gran número de funcionalidades en un cuerpo muy compacto.

Sin embargo, cuando entramos en el apartado de la calidad de imagen, las similitudes ya no son tan evidentes. Y no porque la Canon no ofrezca buenas imágenes, todo lo contrario, pero la Sony en este aspecto juega en otra liga. Su sensor de tamaño bastante mayor y su resolución proporcionan unos resultados con un nivel de detalle realmente espectacular, tanto en imagen fija como en vídeo.

Pero, como hemos comentado en otras ocasiones, ninguna cámara está libre de defectos ya que siempre hay que asumir ciertos compromisos en el diseño, que no serán del gusto de todos. En este caso los compromisos vienen por la miniaturización, un ejercicio impecable de ingeniería pero que conlleva desventajas: la ergonomía no es ideal, el objetivo no es de los más luminosos de la categoría (en el extremo tele), la pantalla es fija y no siempre fácil de ver, …

Como resumen, para el que busque la mejor calidad en una cámara que pueda en el bolsillo, la Sony es la mejor alternativa a día de hoy… a un precio más alto, eso sí.

Por nuestra parte, esperamos ansiosos a que Sony se decida a crear una cámara tomando como base este sensor y con un cuerpo más ‘avanzado’ ergonómicamente a costa de sacrificar algo el tamaño. Una pantalla abatible sería nuestro primer deseo y quizás alguna rueda adicional para cambiar parámetros. Ya circulan algunos rumores al respecto.

Lo mejor

  • Excelente resolución y calidad de imagen en todas la sensibilidades
  • Cámara muy compacta
  • Vídeo de gran calidad y con opciones de ajuste
  • Modo panorámico y HDR/DRO
  • Duración de la batería y carga vía USB

Lo peor

  • Ergonomía de una cámara compacta: accesos a funciones, pantalla fija, falta de visor, agarre, etc.
  • Zoom poco luminoso en posición tele
  • Ausencia de verdadero modo macro
  • En ocasiones es lenta al grabar / acceder a las imágenes
  • No incluye cargador externo

Puntuación: {rating}

Nota: La cámara Sony Cyber-shot DSC-RX100 ha sido cedida amablemente por Sony España para la realización de este análisis.