Una actualización obligatoria de Windows 10 hace que algunos ordenadores entren en un bucle infinito de reinicios

💻 ¡Ofertón! Consigue Windows 10 por solo 11,09€ en CDKdeals [ Más ofertas ]

Microsoft ha publicado recientemente una actualización para ordenadores con Windows 10 llamada KB 3081424. Esto deberían ser buenas noticias ya que normalmente las actualizaciones solucionan fallos, mejoran el rendimiento y a veces incorporan nuevas funcionalidades.

Sin embargo, para algunos usuarios, esta actualización está causando bastantes dolores de cabeza ya que ha hecho que sus ordenadores entren en un bucle infinito de reinicios.

TE INTERESA:
¡Oferta de verano! Hazte con Windows 10 Pro por solo 12,43€ [Cupón CDKoffers]

Lo que está pasando es que la actualización requiere al ordenador que se reinicie, pero la aplicación del parche falla a mitad del proceso, lo que obliga a Windows 10 a echar para atrás los cambios y volver a tratar de instalar la actualización. Esto causa que el ordenador se vuelva a reiniciar una y otra vez, y de ahí el enfado de los usuarios en los foros de Microsoft.

Lo que es extraño es que la propia aplicación de Microsoft para deshabilitar o bloquear las actualizaciones no parece impedir que el parche intente volver a reinstalarse, según Adrian Kingsley-Hughs de ZDNet, que ha sufrido el problema en sus propias carnes.

Por suerte, si te has visto afectado por el problema, parece haber una solución, que pasa por borrar unos datos del registro, en concreto SIDs de usuarios que ya que no existen en HKEY_LOCAL_MACHINE\SOFTWARE\Microsoft\Windows NT\CurrentVersion\ProfileList.

🖥️ ¡Ofertón! Consigue Office 2019 Pro Plus por solo 34,39€ en CDKoffers [ Más ofertas ]

¿Cuál es tu reacción?
Sorprendido
0%
Feliz
0%
Indiferente
0%
Triste
0%
Enfadado
0%
Aburrido
0%
Incrédulo
0%
¡Buen trabajo!
0%
Sobre el Autor
Teknófilo
Luis es el creador y editor jefe de Teknófilo. Se aficionó a la tecnología con un Commodore 64 e hizo sus pinitos programando gracias a los míticos libros de 'BASIC para niños'. Con el paso de los años la afición a los ordenadores se ha extendido a cualquier cacharrito que tenga una pantalla y CPU.
Comentarios
Deja un comentario

Deja un comentario