El escáner de huella dactilar del Samsung Galaxy S5 es engañado

💻 ¡Ofertón! Hazte con una licencia de MS Office 2019 Pro por solo 28€ en URCDkey.com [ Ver cupón ]

Samsung ha incorporado un escáner de huella dactilar en el Samsung Galaxy S5 que funciona de forma algo diferente al iPhone 5s. En lugar de colocar el dedo en el botón principal, los usuarios del Galaxy S5 tienen que deslizar el dedo de arriba a abajo.

Los chicos de SRLabs han conseguido engañar al escáner de huella dactilar del Galaxy S5 con una huella falsa. En pocos minutos han conseguido crear una huella «de pega» que ha servido para tener acceso al teléfono. Realmente no es algo que nos sorprenda ya que incluso el escáner del iPhone 5s puede ser engañado de esta forma.

Ahora bien, en el caso del Galaxy S5 este fallo es más peligroso ya que a diferencia de Apple, el escáner del Galaxy S5 puede ser utilizado para autorizar pagos por Paypal. Apple ni siquiera permite a los desarrolladores acceder a Touch ID, que solo sirve para acceder y autorizar compras en iTunes.

Además Apple requiere que los usuarios introduzcan la contraseña una vez antes de usar la huella dactilar para autenticarse, por lo que si el dispositivo es apagado lo usuarios tendrán que introducir la contraseña tras el arranque, antes incluso de que puedan usar el escáner. El Galaxy S5 no tiene este mecanismo de protección.

A continuación incluimos un vídeo donde se puede ver cómo de fácil es engañar al sensor de huella dactilar. Los usuarios más paranoicos limpiarán a partir de ahora el sensor cada vez que lo utilicen, aunque no parece algo demasiado práctico.

TE INTERESA:
El heredero de Samsung emitirá una disculpa pública este mes

[youtube=https://www.youtube.com/watch?v=sfhLZZWBn5Q]

💻 ¡Ofertón! Hazte con una licencia de MS Office 2019 Pro por solo 28€ en URCDkey.com [ Ver cupón ]

¿Cuál es tu reacción?
Sorprendido
0%
Feliz
0%
Indiferente
0%
Triste
0%
Enfadado
0%
Aburrido
0%
Incrédulo
0%
¡Buen trabajo!
0%
Sobre el Autor
Teknófilo
Luis es el creador y editor jefe de Teknófilo. Se aficionó a la tecnología con un Commodore 64 e hizo sus pinitos programando gracias a los míticos libros de 'BASIC para niños'. Con el paso de los años la afición a los ordenadores se ha extendido a cualquier cacharrito que tenga una pantalla y CPU.
Comentarios
Deja un comentario

    Deja un comentario