Análisis de Surface Laptop a fondo y opinión [REVIEW]


¡SORTEOS! Sorteamos LG G6, OnePlus 5T y pack de productos Aukey [ Ver sorteos ]

Ir a página :

Hardware y rendimiento

El nuevo Surface Laptop llega con procesador Intel Core i5-7200U hasta 3.1GHz con chip gráfico Intel HD 620 o, si necesitas más rendimiento, con procesador Intel Core i7-7660U hasta 4GHz con chip gráfico Iris Graphics 640.

Puedes hacerte con Surface Laptop en cinco posibles configuraciones:

  • Procesador Intel Core i5 (7ª Gen.) con 4GB de RAM y disco SSD de 128GB
  • Procesador Intel Core i5 (7ª Gen.) con 8GB de RAM y disco SSD de 256GB
  • Procesador Intel Core i7 (7ª Gen.) con 8GB de RAM y disco SSD de 256GB
  • Procesador Intel Core i7 (7ª Gen.) con 16GB de RAM y disco SSD de 512GB
  • Procesador Intel Core i7 (7ª Gen.) con 16GB de RAM y disco SSD de 1TB

Los 4GB de RAM del modelo básico parecen algo escasos para un dispositivo con Windows, aunque esta configuración responde a que Surface Laptop con Windows10 S solamente puede ejecutar apps de la Windows Store, como veremos más adelante, que suelen requerir menos memoria que los programas de Windows externos.

Ahora bien, si en algún momento decides dar el salto a Windows 10 Pro y ejecutar aplicaciones más exigentes, puedes encontrarte con problemas de rendimiento, por lo que mi recomendación es que optes por alguno de los modelos con al menos 8GB de RAM.

El diseño de Surface Laptop implica que los componentes están soldados a la placa base, por lo que no podrás abrir tu dispositivo e instalar memoria RAM adicional o cambiar el disco duro a posteriori.

Para mantener los componentes de Surface Laptop a una temperatura adecuada, Microsoft ha decidido incorporar un innovador sistema de refrigeración mediante una cámara de vapor. En general, Surface Laptop es un portátil muy silencioso, y solamente hemos escuchado los ventiladores al utilizar alguno de estos juegos.

El modelo que hemos tenido oportunidad de probar es el que llega con procesador Intel Core i7 con procesador gráfico Iris Plus Graphics 640, 8GB de RAM y 256GB de almacenamiento SSD.

 

Cuando analizamos un portátil, normalmente ejecutamos un conjunto de benchmarks para poner a prueba el rendimiento del dispositivo. En esta ocasión, esto no ha sido posible porque estas herramientas no están disponibles en la Tienda Windows, que es el único lugar desde el que se pueden descargar apps en Windows 10 S.

Hubiéramos podido utilizar estos benchmarks actualizando el software de Windows 10 S a Windows 10 Pro, pero el cambio es tan importante que hubiéramos alterado el dispositivo y los resultados no serían representativos de lo que los usuarios obtendrán con Windows 10 S.

Aunque no podemos ejecutar benchmarks, sí que podemos compartir cuál ha sido nuestra experiencia al utilizar Surface Laptop. Microsoft afirma que Windows 10 S ha sido diseñado para que se mueva igual de rápido el primer día que mil días más tarde.

Esto se debe a que las aplicaciones se instalan en un entorno aislado, que les impide hacer cambios en el registro o en otros ajustes que acaban corrompiendo el sistema. Además, esto también significa que pueden ser desinstaladas sin dejar rastros.

El encendido del portátil estando en reposo es instantáneo, y el arranque del sistema operativo estando apagado también es rápido. La sensación al utilizar el portátil es de total fluidez, con aplicaciones que se abren y cierran rápidamente y se mueven con suavidad. En ningún momento he notado signos de lentitud, independientemente del número de pestañas abiertas en el navegador o cuántas aplicaciones permanezcan abiertas.

Al navegar con Microsoft Edge, las páginas web complejas se cargan con rapidez y se mueven sin problemas, tanto a la hora de hacer scroll como de ampliar o reducir la imagen. Las aplicaciones de Office 365 como Word, Excel o PowerPoint también se manejan sin ningún problema.

 

También hemos probado un par de juegos de la Tienda Windows — Forza Motorsport 7 y Gears of War 4 — pero la experiencia no ha sido muy buena ya que este portátil no está pensado especialmente para jugar. Ambos títulos son jugables pero no se mueven con tanta suavidad ni tanta resolución como nos gustaría.

Surface Laptop no cuenta con un lector de huella dactilar, pero el reconocimiento facial de Windows Hello funciona sorprendentemente bien y permite acceder al ordenador casi instantáneamente.

En el aspecto de conectividad inalámbrica, Surface Laptop va bien servido ya que soporta Wi-Fi 802.11 a/b/g/n/ac en las bandas de 2.4 y 5 GHz, y Bluetooth 4.0 LE.

La calidad del sonido de Surface Laptop es bastante buena, mejor de la que uno esperaría teniendo en cuenta que los altavoces están ocultos para el tejido del teclado. El sonido no llega amortiguado, como cabría esperar, sino que se escucha fuerte y claro, aunque sin bajos.

Con un uso relativamente intenso y el brillo de la pantalla establecido a la mitad, el portátil es capaz de aguantar una jornada de trabajo de 9:00 a 17:00 sin mucho problema, con cerca de un 20 por ciento de batería libre al final del día. El tiempo de carga total está en torno a dos horas y media.

Estos valores indican una autonomía excelente aunque nos queda la duda de saber si aguantaría lo mismo en el caso de utilizar Windows 10 Pro en lugar de Windows 10 S.

 

Software y funcionalidades

Todos los portátiles con Windows suelen ser muy parecidos en lo que se refiere a software y, normalmente, las diferencias entre unos y otros dispositivos radican en las aplicaciones adicionales que el fabricante ha precargado, y que suele ser bloatware.

Sin embargo, Surface Laptop llega con una nueva versión de Windows llamada Windows 10 S, que viene a ser una variante de Windows 10 más segura. La principal restricción de esta versión de Windows es que solamente puedes instalar aplicaciones descargadas desde la Tienda Windows.

Si la mayoría del trabajo que realizas es con aplicaciones web accesibles desde un navegador, aplicaciones de Microsoft o aplicaciones de terceros que estén en la Tienda Windows, no tendrás ningún problema, pero si empleas otras aplicaciones, tendrás un problema ya que no podrás instalarlas.

Mensaje que muestra Windows S cuando intentas instalar una aplicación descargada fuera de la Tienda Windows

 

Echo de menos la posibilidad de instalar aplicaciones que utilizo frecuentemente como iTunes de Apple, aplicaciones de fotografía (ACDSee, la suite de Adobe, etc.) o incluso la plataforma Steam de juegos.

Ni siquiera es posible instalar el navegador Chrome, Firefox u Opera, ya que estos no se encuentran disponibles en la Tienda Windows. Incluso algunas aplicaciones que están en la Tienda Windows pueden no ser compatibles con Windows 10 S, como ocurre con Adobe Photoshop Elements 15, que muestra una advertencia que indica que la app funciona con Windows 10 Pro y Home, pero no con Windows 10 S.

Aún si consigues instalar otro navegador, no podrás establecerlo como navegador por defecto ya que este siempre será Microsoft Edge. Lo mismo ocurre con el buscador por defecto, que siempre será Bing, aunque obviamente puedes visitar Google escribiendo http://www.google.com en la barra de direcciones.

Microsoft dirige esta versión de Windows a estudiantes que, con estas restricciones, evitanla entrada de virus u otro tipo de malware. Sin embargo, en la práctica, esta limitación puede resultar frustrante para muchos usuarios.

Por suerte, Microsoft permite “desbloquear” Windows 10 S y pasar a Windows 10 Pro. Este cambio es gratuito hasta final de año pero tendrá un coste de 49 dólares a partir del año que viene.

Ir a página :