Apagar la cámara en las videoconferencias contribuye a salvar el planeta

🧹🪣 ¡Conga 8290! ¡Conoce el robot aspirador con mejor calidad-precio que he probado! [Más info ]

Si estás cansado de las videoconferencias, ahora tienes una buena razón para mantener tu cámara apagada durante: Estás contribuyendo a salvar el planeta.

Según un estudio, dejar la cámara apagada reduce la huella de carbono de una sesión de videoconferencia hasta en un 96%. Las cifras proceden de un informe de 2021 que ha salido a la luz recientemente en un informe de Mozilla Advocacy.

¿Qué tipo de ahorro supone eso en términos reales? Una hora de videoconferencia o streaming emite entre 150 y 1.000 gramos de dióxido de carbono.También requiere entre 2 y 12 litros de agua.

Esa huella de carbono incluye el aire acondicionado y los líquidos utilizados para refrigerar los servidores de los centros de proceso de datos. Todos los servicios online tienen algún tipo de huella de carbono, algunas mayores que otras.

Por ejemplo, Zoom organiza 55.000 millones de horas de videoconferencia cada año. Si al menos una cuarta parte de esos eventos fueran sólo de audio, podría tener importantes efectos ecológicos, ahorrando un mínimo de 40 millones de kilogramos de dióxido de carbono (y posiblemente mucho más: hasta 260.000 millones de libras, según el estudio). O, si se prefiere, equivaldría a plantar otros 2 millones de árboles en el planeta.

Zoom, por supuesto, no es la única herramienta online en la que los usuarios podrían reducir ampliamente los efectos medioambientales. Los investigadores calculan que ver Netflix en definición estándar en lugar de en alta definición podría reducir las emisiones de carbono hasta en un 86%.

Una sesión de cuatro horas en Netflix equivale a conducir un coche de gasolina durante un kilómetro y medio. Anualmente, la empresa de streaming (que se ha comprometido a reducir sus emisiones a la mitad para 2030 y compra créditos de carbono) produce aproximadamente 1,1 millones de toneladas métricas de CO2, el equivalente a 240.000 turismos.

Incluso la música en streaming tiene un impacto sobre los gases de efecto invernadero mayor que las ventas de LP, casetes o CD.

 

La IA será el mayor consumidor de energía

Sin embargo, la inteligencia artificial amenaza con convertirse en la tecnología con mayor huella medioambiental.

La tecnología necesaria para alimentar los servidores detrás de la IA generativa requiere una cantidad enorme de refrigeración. Los chips de Nvidia están en el corazón de herramientas de IA como ChatGPT, y se necesitan miles de ellos para hacer funcionar un solo sistema de IA.

Un informe de Stanford analizó las emisiones equivalentes de CO2 de varias herramientas de aprendizaje automático. ChatGPT-3 fue, de lejos, el servicio con mayor impacto. Se calcula que en 2022 generará 502 toneladas métricas de CO2. Eso equivale a las emisiones de por vida de ocho coches de gasolina.

💿 ¡Rebajas VIP-URcdkey! Licencia Windows 11 por solo 18€ y Office 2016 por 23€ [ Saber más ]

¿Cuál es tu reacción?
Sorprendido
0%
Feliz
0%
Indiferente
0%
Triste
0%
Enfadado
0%
Aburrido
0%
Incrédulo
0%
¡Buen trabajo!
0%
Sobre el Autor
Luis A.
Luis es el creador y editor jefe de Teknófilo. Se aficionó a la tecnología con un Commodore 64 e hizo sus pinitos programando gracias a los míticos libros de 🛒 'BASIC para niños' con 11 años. Con el paso de los años, la afición a los ordenadores se ha extendido a cualquier cacharrito que tenga una pantalla y CPU.
Comentarios
Deja un comentario

Deja un comentario