Los dos smartphones más recientes de Oppo han sido retirados del benchmark 3DMark por falsear los resultados

Oppo Find X

Los Oppo Find X y F7, dos de los últimos teléfonos Android de Oppo, han sido retirados del popular benchmark 3DMark por supuestas trampas en los resultados.

La compañía detrás de 3DMark ha revelado esta información explicando que los dos teléfonos Oppo incorporan mecanismos para detectar cuándo se ejecuta 3DMark y, en consecuencia, obtener los mejores resultados posibles.

Cuando se utiliza una versión de 3DMark con un nombre diferente, los resultados son un 41% más bajos. 

El Oppo Find X figuraba hasta ahora en la posición número 4 del rankig de teléfonos más rápidos en una de las pruebas de 3DMark, pero tras este hallazgo, tanto el Oppo Find X como el F7 han sido eliminados de la lista del sitio.

Oppo ha respondido a estas acusaciones diciendo:

Cuando detectamos que el usuario está ejecutando aplicaciones como juegos o benchmarks 3D que requieren un alto rendimiento, permitimos que el SoC se ejecute a toda velocidad para que la experiencia sea más fluida.

Para aplicaciones desconocidas, el sistema adopta una estrategia de optimización de energía predeterminada….

Después de que el usuario no haya operado activamente durante 5 a 10 segundos, el dispositivo limita el rendimiento del sistema aun 70-80% del rendimiento máximo (según las diferentes plataformas)…. Cuando el usuario está operando, se cancela inmediatamente el límite de rendimiento para asegurar que la experiencia del usuario no se vea afectada.

Junto con esta declaración, Oppo también ha señalado que está trabajando en “actualizar el sistema” y busca formas de “distinguir entre los requisitos de las aplicaciones no detectadas y las necesidades subjetivas de los usuarios”.