¡SORTEOS! Sorteamos una PlayStation 4 y dos smartphones Vernee [ Ver sorteos ]

Análisis del juego ‘Does Not Commute’ para iPhone / iPad

Does Not Commute

Tu objetivo en Does not Commute juego es guiar un vehículo con rapidez a lo largo de una pequeña zona de una ciudad, normalmente de un extremo de la pantalla al otro. Una vez que consigues cumplir tu objetivo, debes conducir otro vehículo pero los anteriores circularán por la ciudad siguiendo las mismas rutas por las que tú les llevaste.

Conforme conduces nuevos vehículos, la cantidad de vehículos “zombies” que circulan por el mapa se incrementa, lo que complica lograr el objetivo ya que es fácil chocar con ellos.

El tiempo total para completar el nivel va disminuyendo poco a poco con cada nuevo vehículo que conduces, y a lo largo del mapa hay bonus de tiempo – normalmente de 10 o 20 segundos – que pueden ser recogidos pasando por encima.

El juego es complicado, pero a la vez es bastante divertido porque te obliga a planificar las rutas pensando en el futuro. A menudo las rutas más obvias son las que más te pueden complicar la circulación en el futuro por lo que puede merecer la pena dar un pequeño rodeo para no cruzar por medio de la pantalla.

Si chocas tu vehículo, este se mueve más lentamente, por lo que tarda más tiempo en llegar al destino. Si lo deseas, puedes rebobinar el tiempo y volver a conducir el vehículo desde el inicio, aunque serás penalizado con 1 segundo.

De vez en cuando el juego te entrega algunas mejoras – como turbo o tracción – que puedes activar para los vehículos.

2015-04-25 23.52.38

El juego también tiene un cierto sentido del humor ya que te cuenta la historia de cada persona que conduce el vehículo al que debes guiar. Lamentablemente esta parte del juego está en inglés, por lo que si no dominas este idioma te perderás estas historias, aunque no tienen ninguna influencia en el juego.

El juego es visualmente muy atractivo ya que los gráficos 3D con perspectiva aérea están cuidados, la acción transcurre muy fluida, y hay efectos atmosféricos como lluvia que hacen que te sumerjas en el juego. Los controles son bastante sencillos de manejar, aunque cada vehículo se maneja de forma un poco diferente y algunos de ellos incluso pueden volcar.

A diferencia de otros juegos, las partidas de Does Not Commute no son rápidas, así que no es el típico juego al que uno puede echar una partida mientras espera el ascensor.

El juego es gratuito en App Store pero puedes pagar 1,99 euros para desbloquear los puntos de control, que te permiten continuar donde lo dejaste si abandonas una partida o se acaba el tiempo.

2015-04-25 23.58.58