Samsung no reembolsará al dueño del Galaxy S10 5G que se quemó

Después de que el Galaxy Note 7 dejara de comercializarse debido al mal funcionamiento de las baterías, Samsung implementó un exhaustivo sistema de comprobación de las baterías de sus smartphones para asegurar que no se repitan problemas de este tipo en el futuro.

Desde entonces, no ha habido informes sobre ningún smartphone Galaxy que se haya incendiado por un mal funcionamiento de la batería. Sin embargo, recientemente hemos sabido de un Galaxy S10 5G que, según parece, se quemó espontáneamente. 

No hay detalles sobre por qué y cómo ocurrió pero un usuario surcoreano publicó fotos de su Galaxy S10 5G quemado, afirmando que el teléfono estaba simplemente apoyado sobre la mesa «cuando empezó a oler a quemado» y quedó envuelto por el humo.

El Galaxy S10 5G viene con una tecnología de carga más rápida que cualquier smartphone Galaxy anterior, pero es imposible decir si esa fue la razón.

No hay detalles sobre si el dispositivo quemado estaba siendo cargado y, en caso de estarlo, si se utilizó un cargador de terceros, pero Samsung ha negado que hubiera algún problema con el teléfono y ha rechazado reembolsar al cliente:

Hemos recibido el producto y hemos completado la inspección externa y la inspección por rayos X pero las trazas externas son obvias. No podemos encontrar defectos del producto. Puede haber sido causado por un impacto externo sobre el smartphone.

Por tanto, si Samsung tiene razón, todo se ha debido a un mal uso por parte del usuario y no a un problema con el dispositivo. Esperemos que esta sea el primero y último de estos casos.