Análisis del Sony Xperia XZ2 a fondo y opinión

Ir a página

Precio y competidores

El Sony Xperia XZ2 está a la venta por EUR 799 en la tienda Sony, pero puedes encontrarlo por algo menos en tiendas online como Amazon España. Se trata de un precio bastante elevado, como era de esperar dada su condición de gama alta.

El Sony Xperia XZ2 se enfrenta a una gran cantidad de competidores en su segmento de precio como el Huawei P20 Pro, el Samsung Galaxy S9+, el LG V30, el Pixel 2 X y el iPhone X.

El Huawei P20 Pro ( -) es un competidor importante ya que posee una triple cámara trasera que produce muy buenas capturas. Además, posee una pantalla de 6.1″ sin apenas marcos (pero con «muesca»), procesador Kirin 970, 6GB de RAM, 128GB de almacenamiento y batería de 4.000 mAh.

El Samsung Galaxy S9+ ( EUR 599,00) es, sin duda , otro de los competidores más fuertes del Xperia XZ2. Cuenta con un diseño exquisito con una pantalla curvada de 6.2” con resolución QHD+ (2960×1440 píxeles) rodeada por unos marcos superior e inferior muy estrechos, procesador Exynos 9810, 6GB de RAM, 64GB de almacenamiento ampliable mediante microSD, cámara principal de 12MP+12MP y batería de 3.500 mAh.

El LG V30 ( -) es una interesante alternativa ya que llega con una gran pantalla OLED de 6″ con ratio 18:9 que ocupa buena parte del frontal del teléfono. Además, cuenta con unas características bastante potentes — como procesador Snapdragon 835, 4GB de RAM, 64GB de almacenamiento y batería de 3.300 mAh. LG ha anunciado recientemente el LG V30s ThinQ pero no sabemos si llegará a España.

El Pixel 2 XL (959 EUR) es el smartphone de gama alta que ofrece una experiencia de Android más pura. Posee una pantalla OLED de 6″, procesador Snapdragon 835, 4GB de RAM, cámara de 12MP y batería de 3.520 mAh.

Por último, no podemos dejar de hablar del iPhone X (1159 EUR), que posee una pantalla OLED de 5.8″ que ocupa casi todo el frontal (salvo el recorte de la parte superior), procesador A11 Bionic y una cámara dual de 12MP con buen rendimiento.

 

Conclusiones

El año pasado, cuando analicé el Xperia XZ1, me quedé con la sensación de que Sony  había quedado anclado al pasado en términos de diseño. Los grandes marcos y líneas rectas que caracterizaban a sus smartphones se empezaron a ver el año pasado como algo antiguo y pasado de moda.

Por suerte, este año Sony ha evolucionado su diseño hacia líneas más curvas y unos marcos más estrechos, y ha adoptado una pantalla con ratio más alargado.

El diseño del nuevo Xperia XZ2 se ve más acorde con los tiempos que corren aunque, en mi opinión, todavía hay margen de mejora: Los marcos alrededor de la pantalla siguen siendo considerablemente más anchos que los de la competencia, el cuerpo del teléfono resulta bastante grueso, y la curvatura de la parte de atrás es tan pronunciada que tiende a resbalar sobre cualquier superficie que no esté bien nivelada.

Mención especial merece la ubicación elegida para el lector trasero de huella dactilar.

El lugar donde esperarías encontrar el lector de huella de forma natural está ocupado por la cámara trasera, por lo que ya puedes imaginar dónde va a parar el dedo la mayoría de las veces.

En favor del diseño del Sony Xperia XZ2 debo decir que es un smartphone con unos materiales y una construcción extraordinaria, pero al que le falta un mejor aprovechamiento del espacio.

La pantalla del Sony Xperia XZ2 cuenta con un panel LCD IPS de 5.7″ con resolución «solo» Full HD, pero esto no debería ser ningún problema ya que la densidad de píxeles es muy elevada.

Me hubiera gustado que Sony diera el salto a los paneles OLED, que ofrecen un mejor gamut de color, brillo máximo, contraste y consumo de energía, pero un año más Sony se ha mantenido fiel a los paneles LCD.

El panel del Xperia XZ2 cubre sobradamente el gamut de color sRGB estándar y más del 90% del gamut Display P3, que ofrece un rango de colores más amplio. La pantalla es compatible con la tecnología HDR por lo que podrás disfrutar de contenido de alto rango dinámico de Netflix, YouTube y otros proveedores.

El brillo máximo de la pantalla es bueno, 570 nits, aunque no destaca especialmente frente a otros smartphones de gama alta que hemos probado. De hecho, algunos paneles OLED lo superan ampliamente.

 

La fidelidad en la reproducción de los colores me ha dejado algo desconcertado ya que, incluso en el modo Profesional, los colores se alejan bastante del tono esperado. No es algo que vaya a notar el usuario medio, pero en este rango de precios cabría esperar una mejor calibración, al menos en uno de los modos de color disponibles.

Lamentablemente, en el Xperia XZ2 no encontramos funcionalidades como Pantalla Siempre Activa (Always On Display) o la posibilidad de encender la pantalla con un doble toque, aunque sí que está presente la Pantalla Ambiente.

El Sony Xperia XZ2 cuenta con un procesador Qualcomm Snapdragon 845 y 4GB de RAM, por lo que no podemos pedir mucho más en cuanto a potencia — quizás más memoria RAM, pero no hemos detectado que se quede corto en este aspecto.

Como era de esperar, el Xperia XZ2 ha obtenido unos resultados espectaculares en las pruebas de rendimiento de CPU y en las pruebas que exprimen el chip gráfico.

Con la herramienta GameBench, hemos medido tasas altas y estables de FPS en juegos 3D como Asphalt Xtreme, Dead Effect 2 y Dead Trigger 2, por lo que si te gusta jugar, el Xperia XZ2 es una gran opción.

En el uso diario, no tengo ninguna queja sobre el rendimiento del Xperia XZ2, que mueve con suavidad apps habituales como WhatsApp, Twitter, Spotify, Facebook, Instagram, Google Maps, etc. y maneja con solutura la multi-tarea.

El Xperia XZ2 llega con 64GB de almacenamiento interno, que puede ser ampliado mediante micro-SD, aunque Sony no permite formatear la tarjeta como almacenamiento interno — a decir verdad, pocos fabricantes permiten hacerlo.

La batería del Xperia XZ2 es de 3.180 mAh, una capacidad que a priori no parece demasiado grande para una pantalla de 5.8″ y un cuerpo tan grueso. Por suerte, las optimizaciones de Android Oreo unidas a la eficiencia del procesador permiten al Xperia XZ2 ofrecer una buena autonomía, aunque es superado por algunos smartphones de gama alta.

Si necesitas cargarlo rápidamente, el Xperia XZ2 cuenta con Quick Charge 3.0 (carga un 50% en poco más de 30 minutos) y, como novedad, también carga inalámbrica Qi.

Además, Sony incorpora los modos de ahorro de energía Stamina que extienden la duración de la batería a costa de prescindir de ciertas funcionalidades, así como la tecnología Qnovo que extiende la vida de la batería, algo que es un problema en smartphones con varios años de uso.

 

En el apartado fotográfico, el Sony Xperia XZ2 sigue fiel a la fórmula de la cámara simple, que llega con único sensor Exmor RS de 19MP de tamaño 1/2.3″ acompañado por una lente con apertura f/2.0 sin estabilización óptica.

Como suele pasar con las cámaras de los smartphones Xperia, el Xperia XZ2 nos deja con ganas de más. El teléfono es capaz de tomar fotografías nítidas en condiciones de buena luz — pero no mucho más nítidas que los competidores a pesar de la mayor resolución de su sensor — y flaquea ligeramente en condiciones de poca luz.

Hemos visto una cierta mejora en cuanto a la reducción de ruido, que no es tan agresiva como en modelos anteriores, y de hecho el modo de fotografía nocturna produce buenos resultados, pero no supera las capturas del Samsung Galaxy S9+, LG V30 o iPhone X.

El Sony Xperia XZ2 llega con dos funcionalidades que ya hemos visto en modelos anteriores, pero en ambos casos mejoradas: Grabación de vídeo en cámara super-lenta a 960 fps , que ahora es a resolución 1080p; y la aplicación Creador 3D para capturar objetos y caras en 3D, que ahora ofrece procesamiento en la “nube” para mejorar la calidad del modelo 3D y permite utilizar la cámara frontal para la captura.

La grabación de vídeo es buena, especialmente en el aspecto de estabilización, donde SteadyShot vuelve a brillar. Como novedad, podemos grabar vídeos 4K en HDR, que poseen un mayor rango dinámico.

La cámara frontal cuenta con un sensor de 5MP y produce buenos selfies aunque el procesado de belleza resulta un poco excesivo para mi gusto.

Sony ha puesto especial atención al sonido, incorporando altavoces frontales estéreo que suenan con gran potencia (aunque no más que, por ejemplo, el iPhone X), si bien ha prescindido del conector de auriculares de 3.5mm.

El Xperia XZ2 estrena un sistema llamado Vibración Dinámica que hace vibrar el teléfono al ritmo del sonido al reproducir música o vídeos (pero no juegos). En la practica, este sistema resulta más una curiosidad que una utilidad.

El smartphone llega con Android 8.0 Oreo y, si eres un usuario adelantado a tu tiempo, te alegrará saber que es uno de los pocos smartphones que pueden correr la beta de Android 9.0 (Android P).

La capa de personalización de Sony posee un diseño elegante, no introduce grandes cambios respecto a la estética de Android y ofrece algunas funcionalidades interesantes — modos de ahorro de energía, Xperia Actions, ajustes avanzados de sonido, etc. — pero echo de menos otras como un segundo espacio privado, la protección de apps mediante contraseña/huella o el clonado de apps para aquellas que no ofrecen multi-cuenta.

El Sony Xperia XZ2 está a la venta por EUR 799 en la tienda Sony, pero puedes encontrarlo por algo menos en tiendas online como Amazon España.

Lo mejor:

  • Construcción de alta calidad con materiales sofisticados
  • Pantalla con buena nitidez, amplio gamut de color y tecnología HDR
  • Fluidez en el uso del teléfono gracias a una capa de personalización ligera de Android y un hardware muy potente basado en Snapdragon 845
  • Almacenamiento interno de 64GB ampliable mediante micro-SD.
  • Funcionalidades software interesantes: modo Stamina, búsqueda rápida, descarga de carátulas de discos, ajustes de sonido, etc.
  • Batería con tecnología Qnovo, que aguanta más ciclos de carga sin reducir su capacidad
  • Buena autonomía, carga rápida QuickCharge 3.0 y carga inalámbrica
  • Potentes altavoces frontales estéreo encima y debajo de la pantalla.
  • Cámara trasera de 19MP capaz de capturar imágenes nítidas en condiciones de buena luz y con posibilidades de control manual. Botón físico de cámara.
  • Grabación de vídeo con buena estabilización y posibilidad de 4K HDR
  • Funcionalidad de cámara super-lenta a 960 fps a 1080p y Creador 3D, aunque ambas son más curiosidades que una utilidad real.
  • LED de notificaciones
  • Resistencia IP68 al agua y el polvo
Lo peor:
  • Marcos más anchos que en otros smartphones (aunque han mejorado), y elevado grosor y peso.
  • Posición del lector de huella en una posición incómoda, demasiado abajo.
  • Pantalla con fidelidad de color, brillo máximo y contraste adecuados pero mejorables (¿para cuando un panel OLED?)
  • No se muestran las notificaciones con la pantalla apagada (sin «pantalla siempre activa») ni se enciende la pantalla directamente con un doble toque
  • Ausencia de funcionalidades software interesantes como segundo espacio privado, clonado de aplicaciones, protección de contenidos mediante huella, etc.
  • Rendimiento de la cámara trasera mejorable en condiciones de poca luz. Efecto bokeh inutilizable.
  • Sin radio FM ni emisor de infrarrojos
  • Sin conector de auriculares
Nota: El teléfono Sony Xperia XZ2 ha sido cedido amablemente por Sony para la realización de este análisis.

Ir a página